Costa Rica acatará dictamen en disputa territorial con Nicaragua

Costa Rica seguirá acatando las medidas ordenadas por la Corte Internacional de Justicia (CIJ), en el marco del diferendo con Nicaragua, manifestó el canciller costarricense, Enrique Castillo, en declaraciones difundidas hoy aquí.

Ello, luego del reciente pronunciamiento del tribunal mundial, respecto a la denuncia costarricense sobre presencia de ciudadanos nicaragüenses en la zona del conflicto, indicó el funcionario.

Esta nación centroamericana exhorta, además, a su vecina Nicaragua a dejar de agredir a Costa Rica, expresó el ministro.

Castillo "reiteró que Costa Rica mantendrá su política de fiel cumplimiento de las medidas provisionales ordenadas por la Corte Internacional de Justicia, a la vez que hace un llamado a Nicaragua para que cese su política de incumplimiento", indicó el ministerio.

El funcionario "consideró que la decisión de la Corte Internacional de Justicia es un nuevo llamamiento a Nicaragua para que cese su agresión a un país pacífico y desarmado", de acuerdo con la información oficial.

Además, "manifestó que Costa Rica se mantendrá vigilante del fiel cumplimiento de las medidas por parte de Nicaragua, y que comunicará a la Corte cualquier violación a éstas", agregó el ministerio.

Castillo, "esta semana denunció la política expansionista y la hostilidad de Nicaragua hacia nuestro país", agregó la cancillería, en un extenso comunicado emitido por su Dirección de Comunicación.

Costa Rica y Nicaragua protagonizan, desde octubre de 2010, un diferendo territorial en un punto en el extremo oriental de su frontera terrestre común de 309 kilómetros de largo.

En el marco del conflicto binacional, estallado el 21 de octubre de 2010 en Isla Portillos, Costa Rica acusa a Nicaragua de haber causado daño ambiental e incursionado militarmente en territorio costarricense.

Isla Portillos, área de aproximadamente tres kilómetros cuadrados que constituye el sector norte de Isla Calero, en una zona de humedales, es el escenario de la disputa.

Nicaragua refuta las acusaciones, asegura que no ocurrió la invasión denunciada, y plantea que Costa Rica ha violado la soberanía de ese país.

Paralelamente, Castillo dirigió, el 22 de este mes, a su contraparte de Nicaragua, Samuel Santos, una nota de protesta en la que denunció que ese país ha ofrecido, en concesión para eventual explotación petrolera, bloques de mar que incluyen territorio de Costa Rica.