Narrador de cuentos, un oficio desvalido: Armando Trejo

Para Armando Trejo, director del Foro Internacional de Narración Oral (FINO), ser narrador de cuentos es el oficio más desvalido que se tiene en México, porque actores, pintores, músicos y cantantes son reconocidos como parte de las bellas artes, mientras que los cuentacuentos no.

En el mejor de los casos, agregó, se les ubica como un actor, pese a que en realidad su oficio es narrar. "Un narrador de cuentos tampoco es un aleccionador o un mensajero de moralejas.

"Sólo ponemos a trabajar el imaginario, respetando las opiniones, creencias e ideologías de la audiencia, porque somos responsables de lo que contamos, pero el que escucha es responsable de tomar las decisiones de lo que escucha", expresó Trejo, a la vez que dijo: "El verdadero reto es que la gente vuelva a creer en alguien que le cuenta una historia".

Al presentar el programa de actividades del VI Festival Internacional de Narración Oral "Cuéntalee" en Puebla, el narrador oral sostuvo que el cuentacuentos debe tener como característica principal: confianza en sí mismo, ya que es trabajar sobre habilidades natas del ser humano; "lo más importantes es que los escuchas sientan confianza en lo que hará el narrador", aseguró.

Por otro lado, Marcela Sabio, narradora de Argentina, consideró que la palabra viva es la mejor arma con la que cuenta el ser humano para su evolución y para mantener la esencialidad del lenguaje.

La narración, aseguró, sensibiliza al otro y lo provoca a opinar y a mantenerse alerta con todos los sentidos. Antes de la palabra escrita estuvo la palabra hablada dicha por alguien, antes la palabra del hombre tenía un valor por encima de cualquier escrito.

Indicó que el narrador debe respetar al público, espacio, narrador y cuento, pero por encima de todo debe ser "buena persona", porque no se trata de interpretar un papel como lo hace un actor, sino de expresar lo que lee en el texto tal y como es, sin caretas, y ponerse siempre del lado del que está escuchando.

"Cuéntalee" Puebla, que se llevará a cabo del 29 de julio al 4 de agosto en diversas sedes de la capital y en 11 municipios del estado, busca difundir la narración oral y la literatura en un espacio de encuentro e intercambio, apelando al imaginario y generando el asombro del público ante cuentos, mitos, leyendas, anécdotas e historias de la tradición oral.

En este festival participarán 20 narradores procedentes de Argentina, Cuba, Francia, Panamá y México, quienes cautivarán a los más diversos públicos.

Como parte del encuentro se llevará a cabo, también, el taller básico de narración oral "Contar cuentos comunicación oral y lectura". Dicha actividad está dirigida a jóvenes y adultos, con o sin experiencia, interesados en la narración y en comunicarse mejor.

La inauguración del festival, organizado por el Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Puebla (CECAP), será el próximo 29 de julio en la Sala Luis Cabrera de la Casa de la Cultura de la ciudad de Puebla.