Cuenta Alemania con casi 245 mil policías

Alemania cuenta con casi 245 mil policías que están sindicalizados y son empleados al servicio del Estado, así como tres cuerpos federales de seguridad e inteligencia y la Oficina Federal de Protección a la Constitución.

La designación de los cuerpos policiales no es unitaria en Alemania debido a las circunstancias de su formación tras la Segunda Guerra Mundial, cuando el país quedó dividido en cuatro zonas administradas por las potencias aliadas, y éstas fueron las que formaron los grupos de policía.

Su estructura es compleja y sumamente diferenciada. El hecho de que la mayor parte de ellos sean empleados al servicio del Estado les confiere una especial responsabilidad en la realización de sus labores, así como importantes prestaciones. Son puestos de trabajo muy seguros.

Los cuerpos policíacos y de seguridad son: la Oficina Federal de Seguridad en las Tecnologías de la Información, la Oficina Federal de Investigaciones Criminales, el Servicio Federal de Información y el Servicio Militar de Contraespionaje.

La policía política la constituye la Oficina Federal de Protección a la Constitución.

A ellos se suman las policías de competencia estatal y municipal, así como el cuerpo administrativo, la policía para el tráfico vial y agentes del orden.

La Oficina Federal de Seguridad para las Tecnologías de la Información fue formada en 1991, tiene su sede en Bonn, cuenta con 570 miembros y su tarea es proteger del espionaje y manipulaciones criminales el uso de esas tecnologías.

En forma más reciente, el 1 de abril de 2011, se instaló en el marco de ese órgano el Centro Nacional de Defensa Cibernética o Ciberdefensa, que está constituido en forma conjunta por las diversas policías del país.

Su tarea es la defensa de ataques electrónicos y digitales contra las infraestructuras de las Tecnologías de la Información tanto a nivel federal como las del empresariado alemán. Es una policía de tipo preventivo.

La Oficina Federal de Protección a la Constitución, junto con el Servicio Federal de Información y el Servicio Militar de Inteligencia y Contraespionaje no tienen competencias propiamente policiales.

Son los tres grandes cuerpos de seguridad en el país que llevan a cabo labores de inteligencia y contraespionaje. Son coordinados desde la Cancillería Federal por el director de los Servicios Secretos aunque se inserten en otros Ministerios.

También son cuerpos preventivos al igual que otros órganos públicos y están sometidos a la revisión e investigación por parte del Parlamento.

El Servicio Federal de Información está subordinado a la Cancillería Federal, cuenta con seis mil 500 miembros y es el servicio secreto de espionaje e inteligencia. Tiene una sede en Pullach y otra en Berlín. También está sometido a los gremios parlamentarios de control.

Es el único cuerpo de los servicios secretos que tiene la competencia para actuar y obtener información procedente del extranjero.

La Oficina Militar de Contraespionaje es el servicio secreto de las Fuerzas Armadas de Alemania. Está subordinado al Ministerio de Defensa y cuenta con un mil 250 miembros civiles y militares.

La Oficina Federal de Investigaciones Criminales, la Policía del Parlamento Alemán y la Policía Federal tiene competencias para ejercer y ejecutar parte del monopolio del uso de la violencia que tiene el Estado alemán.

La Oficina Federal de Investigaciones Criminales tiene la tarea de combatir la criminalidad en Alemania en estrecha colaboración con las Oficinas Estatales de Investigaciones Criminales.

Le compete también investigar y actuar en determinados casos de criminalidad provenientes del exterior.