Ilustra diseñador británico "Un mundo feliz" de Aldous Huxley

El destacado escritor británico Aldous Huxley, quien nació hace 119 años que se cumplen el 26 de julio, es recordado por su obra "Un mundo feliz", la cual será ilustrada por el diseñador gráfico Finn Dean en una nueva edición que será publicada en septiembre.

Las imágenes que acompañarán esta famosa novela son las ganadoras del concurso dedicado al autor, organizado por The Folio Society y la Cámara, en el que participaron más de 500 diseñadores, quienes inspirados en la obra Huxley crearon tres ilustraciones.

Los diseños ganadores, de la autoría de Finn Dean, aparecerán en la portada y contraportada de esta nueva edición de la obra del célebre autor británico, quien plasmó en ella sus ideas sobre el impacto de la ciencia y la tecnología en el siglo XX.

De acuerdo con la biografía del escritor publicada en el sitio en Internet de la Enciclopedia Británica, Aldous Leonard Huxley nació el 26 de julio de 1894 en Godalming, ciudad en el distrito de Waverley en el condado de Surrey, Inglaterra.

Nieto del destacado biólogo Thomas Henry Huxley (1825-1895) e hijo del escritor Leonard Huxley (1860-1933), el pequeño Aldous estudió en Eton, donde se enfrentó a una ceguera parcial que le provocó la queratitis, inflamación que afecta a la córnea.

En 1916 se graduó en el Balliol College de Oxford y más tarde trabajó en la revista "Athenaeum", donde permaneció hasta 1921.

Pasó gran parte de su tiempo en Italia y a finales de 1930, se estableció en California; fue en esta época que publicó sus primeras novelas "Crome Yellow" (1921) y "Antic Hay" (1923), sátiras sobre las pretensiones de los cenáculos literarios e intelectuales ingleses de la época.

Posteriormente, el joven escritor lanzó "Esas hojas estériles" (1925), "Point Counter Point" (1928) y "Brave New World" (1932), en esta ultima mostró una visión de pesadilla de una sociedad futura y su desconfianza por las tendencias del siglo XX, tanto en la política como en la tecnología.

En su siguiente obra "Sin ojos en Gaza" (1936) expuso la falta de rumbo experimentado en la sociedad contemporánea y mostró su interés en la filosofía hindú y el misticismo como una alternativa viable, señala la biografía de Huxley disponible en el portal "biografiasyvidas.com".

Muchas de sus obras posteriores reflejan esta preocupación; ejemplo de ello son: "El Tiempo debe detenerse" (1944), inspirada en "El Libro Tibetano de los muertos", y "La filosofía perenne" (1946).

En esta época mística el escritor británico tuvo contacto con la literatura religiosa de La India y con la Sociedad Vedanta de Los Ángeles, además colaboró en la revista "Vedanta and the West".

En 1954 lanzó "Las puertas de la percepción", libro en el que plasmó sus experiencias con el alucinógeno mescalina, mismas que le permitieron realizar una serie de meditaciones que lo llevaron a ser uno de los iniciadores de la psicodelia.

En 1963 dio a conocer "Literatura y ciencia", una aproximación entre ambos mundos, que se convirtió en su ultima obra, pues murió el 22 de noviembre de 1963.