Legisladores instan a resolver quejas por anomalías en comicios

La Comisión Permanente aprobó un punto de acuerdo con el cual se exhorta a los institutos electorales locales a resolver las quejas por el presunto uso indebido de recursos públicos en los comicios pasados.

En la sesión de este miércoles, senadores y diputados de todos los partidos coincidieron en que es necesario garantizar que no haya un retroceso en la democracia, por eso se deben transparentar los resultados de las elecciones celebradas el 7 de julio pasado en 14 entidades del país.

Asimismo, avalaron solicitar a la Auditoría Superior de la Federación (ASF) emprender acciones de fiscalización y control sobre los recursos federales destinados a los gobiernos municipales.

Al fundamentar el punto de acuerdo, la senadora del Partido Acción Nacional (PAN), Adriana Dávila Fernández, sostuvo que en Apizaco y Calpulalpan, Tlaxcala, los consejeros del Instituto Estatal Electoral (IEE) incurrieron en acciones de "delincuencia electoral".

No obstante que las actas de casillas daban el triunfo al PAN en ambas localidades, durante el traslado de las urnas se anularon los votos a favor de los candidatos de esa fuerza política, señaló.

En Apizaco, precisó, "sólo cuatro paquetes bastaron para revertir los resultados con únicamente siete votos y darle la mayoría a uno que se dice recomendado".

En su respaldo, el también senador panista Héctor Larios advirtió que "no hay país en el mundo que progrese si no respeta los resultados electorales, y en México "estamos regresando más de 20 años con la apertura de las urnas ilegalmente y la anulación de los votos para cambiar los resultados".

Tales prácticas destacan la importancia para que, en aras de alcanzar el crecimiento del país, se cree el Instituto Nacional Electoral que resuelva el problema de la organización de los comicios, pues "todos los órganos electorales locales están altamente cuestionados", sostuvo.

Larios Córdova recordó el caso de Baja California, en donde el propio presidente del Instituto Electoral descalificó los resultados del PREP, "simplemente porque no le convenía a un partido".

En su turno, el senador del Partido del Trabajo (PT), Marco Antonio Blásquez Salinas, acusó que en Baja California se "escupió sobre la voluntad popular", pues se manejó un "bullying electoral" que sólo la civilidad de la población pudo atemperar.

Pero ahora, añadió, tras el triunfo electoral, el PAN es el que pretende, a través de diversos recursos legales, afectar a sus coaligados del PRD para no reconocer y concederles los espacios en el Congreso local a los que estadísticamente tienen derecho.

A su vez, el diputado de Movimiento Ciudadano, Ricardo Monreal, señaló que hay "innovaciones" en la compra del voto, "con el uso de cuerpos de seguridad pública para proteger a 'mapaches' electorales y a la delincuencia organizada".