Invita Secretaría de Cultural a leer y regalar libros

La Secretaría de Cultura capitalina lanzó hoy el programa "Léelo, rólalo, regala un libro, participa", el cual pretende que la ciudadanía lea un libro y luego lo regale.

En la lectura colectiva de "El Principito" de Antoine de Saint-Exupéry (1900-1944), realizada esta mañana en el Monumento a la Revolución, la funcionaria cultual señaló que este programa, que forma parte del proyecto "Diálogo Capital, en el Verano, Fomento a la lectura", busca que los capitalinos compartan literatura:

"La idea es que una persona haya leído el libro, lo pase a otra y así sucesivamente", señaló García Noriega y Nieto.

Explicó que este programa consiste en colocar cubos de colores en las entradas de las oficinas del gobierno, de las diversas Fábricas de Artes y Oficios (Faros), delegaciones, casas de cultura y bibliotecas, donde se espera que los ciudadanos depositen libros que quieran regalar.

"Periódicamente la Secretaría de Cultura se encargará de recoger los libros de los cubos para que sean seleccionados y con ellos armar lotes que se llevarán a distintas partes de la ciudad, donde se hacen círculos de lectores o donde exista el interés o la necesidad de crear uno", abundó.

Asimismo, apuntó que los resultados de este proyecto, que en su segunda fase contempla este programa y la lectura colectiva de "El Principito" a la que asistieron más de 800 niños, han sido favorables, pues desde su lanzamiento en junio han escuchado a los niños, quienes han compartido gustos y preferencias.

La secretaria de cultural detalló que estas opiniones las han conocido a través de talleres, eventos culturales, dinámicas de grupo, cuestionarios y una abierta convivencia de los pequeños capitalinos.

Ante cientos de niños y jóvenes, que se reunieron para disfrutar de la lectura colectiva de un clásico de la literatura universal, García Noriega y Nieto destacó la importancia de la lectura:

"Quien lee logra que estén a su alcance muchas cosas maravillosas, porque la lectura de un buen libro nos permite soñar con mundos donde puede suceder todo lo imaginable; nos hace viajar a lugares inexplorados y a dimensiones desconocidas", consideró.

La funcionaria cultura reiteró su compromiso por construir una sociedad de lectores para lo que es necesario, opinó, "sembrar y abonar el gusto por la lectura, para que la cosecha sea cada vez más abundante y de mayor calidad".