Cree Nicaragua que presidenta de Costar Rica "esta mal asesorada"

Nicaragua aseguró tener "la certeza" de haber otorgado concesiones de exploración petrolera en sus territorios marítimos, luego de los reclamos de la presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, informó hoy una fuente oficial.

El vicepresidente de Nicaragua, Omar Hallesleven, comentó que ante los airados reclamos de Chinchilla, quien pidió a Nicaragua respeto a su soberanía en la zona marítima, "seguramente, como ha sucedido en otros momento, la han mal asesorado".

Indicó que tienen "tiene la certeza" que todos los lugares otorgados en concesión de exploración petrolera "han sido analizadas y estudiadas" antes de firmar los permisos.

Señaló que eso incluye la zona restituida por un fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya en el Caribe, en noviembre de 2012.

En declaraciones a la prensa dijo que "no tengo la menor duda que -las exploraciones- están en territorio nuestro (...) como en otro momento, mal asesoran" a la mandataria costarricense, en un largo conflicto bilateral que ha enturbiado las relaciones bilaterales.

Hallesleven recordó la sentencia de la Corte Internacional de Justicia de La Haya "es un hecho irrevocable" y "una restitución" del derecho que "históricamente hemos tenido en aquella parte de nuestro territorio" en el mar Caribe, que era dominado por Colombia.

Más de 100 mil kilómetros cuadrados de plataforma marítima "es nuestro, es parte de nuestro territorio" y el fallo de La Haya "es cosa juzgada y no admite apelación", consideró el funcionario.

Instó a mantener un clima de entendimiento "lo mas objetivo posible" en Centroamérica para que "las cosas caminen lo mejor posible" y los países logren el desarrollo económico y social para mejorar las concisiones de vida de la población.

El martes, Chinchilla demandó a Managua "respetar los limites y la soberanía de Costa Rica", supuestamente Nicaragua estaría ofreciendo concesiones petroleras en zonas consideradas como propias por el país del sur centroamericano.

La cancillería costarricense envió una nota de "enérgica" protesta a Managua por el hecho "muy grave" de autorizar trabajos en áreas marítimas consideradas como propias.

Las tensiones bilaterales se han derivado de reclamos por la navegación en el río San Juan, en la frontera común, el dragado de la vía fluvial que efectúa Managua y la disputa de límites en un área de 2.5 kilómetros cuadrados en el extremo sureste del país.

Ambos han interpuesto demandas en la Corte Internacional de Justicia de La Haya incluida la protesta de Nicaragua por la construcción de una carretera a orillas del San Juan, que ha provocado daños al medio ambiente y la vía fluvial.