Realizan exámenes médicos a operadores de transporte

Del 16 al 22 de julio pasado, la Dirección General de Protección y Medicina Preventiva en el Transporte (DGPMPT) realizó 21 mil 969 exámenes médicos a los operadores de los diferentes modos de transporte.

Durante ese lapso, y como parte del Operativo de Verano para la Seguridad Integral de los Turistas 2013, fueron examinados los operadores del autotransporte federal, marítimo, ferroviario y aéreo, de donde se obtuvo que 99.76 por ciento resultó apto para realizar su tarea.

Del total de exámenes aplicados al personal del transporte ferroviario, marítimo y aéreo todos fueron catalogados como aptos para desempeñar sus actividades inherentes a su función, mientras que en el autotransporte federal únicamente 50 resultaron no aptos de 20 mil 934 examinados.

Precisó que en el área metropolitana se practicaron siete mil 612 exámenes médicos, siete mil 150 en el autotransporte y 462 en el aéreo, en donde todos los pilotos pasaron la prueba.

En autotransporte, siete mil 125 operadores aprobaron y 25 no cumplieron con las estándares requeridos para desempeñar su actividad.

En el interior del país se llevaron a cabo 14 mil 357 exámenes médicos, de los cuales 13 mil 784 se practicaron a conductores de autotransporte; 49 a marítimos, 357 a ferroviarios y 167 a aéreos.

De este total, sólo 25 operadores del autotransporte federal fueron rechazados.

En un comunicado, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), informó que estas acciones son parte del operativo 30 Delta, el cual se aplica en autopistas, carreteras libres de peaje, terminales de autobuses foráneos y ferrocarril, así como en puertos y aeropuertos.

Recordó que participan médicos con el apoyo de técnicos, quienes entre otros estudios, realizan toma de muestra toxicológica y aliento alcohólico en los 108 módulos de exámenes médicos instalados a nivel nacional, así como 22 unidades móviles y ambulancias.

La SCT, a través de la Dirección General de Protección y Medicina Preventiva en el Transporte, exhorta a operadores de los diversos modos de transporte federal y a conductores particulares a evitar el consumo de drogas y de alcohol, respetar los señalamientos y límites de velocidad, entre otras acciones.