Ofrece el Sistema de Teatros de la Ciudad de México amplia oferta

Crítica social, reflexión, música y diversión son elementos centrales de las piezas teatrales que el Sistema de Teatros de la Ciudad de México ofrece durante el periodo vacacional veraniego.

"México sin cabeza o la feria de las cabezas rodantes", de Felipe Rodríguez, tiene en el elenco a Llever Aíza, Ana Fabiola Zepeda, Eduardo Ramírez Pablo, Yanet Miranda, Ix-chel Muñoz, Abigail Medina, Luis Bernal y a Erik Gallardo.

La preocupación, el miedo, la apatía y la cotidianidad se mezclan con una visión cruda de la realidad actual que vive el país en esta puesta en escena que ofrece funciones todos los martes y miércoles, hasta el 31 de julio, en el Foro A Poco No.

En el mismo sitio, pero los fines de semana, se presenta hasta el 11 de agosto, "Nuevas directrices para los tiempos de paz", del dramaturgo Bosco Brasil, con la participación de Julien Legargason y José Antonio Falconi.

El montaje refleja cómo se comportan los hombres cuando tienen de frente a la miseria humana, narrando la llegada de un refugiado polaco a un país sudamericano, quien huyendo de los Horrores de la Segunda Guerra Mundial, busca un nuevo comienzo.

Por otro lado, en el Teatro Sergio Magaña, "Sin Paracaídas", obra de la compañía teatral Conejillos de Indias, en la que participan Romina Coccio, Gabriela Betancourt, Pilar Cerecero y Marco Norzagaray, se presenta todos los martes y miércoles hasta el 31 de julio.

Esta puesta en escena dirigida por Gabriela Ochoa narra el viaje de una mujer que, a causa de una decepción amorosa, se sumerge en su tina de baño y empieza un recorrido en el cual el tiempo y la realidad pierden sentido.

También, dirigido al público infantil, la obra "Cuántos cuentos cuentas", de François Durègne, en el que participan integrantes de la compañía Cocodrilo Produxión, ofrece funciones en el Teatro Sergio Magaña todos los sábados y domingos hasta el 4 de agosto.

Esta obra, en la que el "clown" y la música en vivo forman un espectáculo impregnado de magia, colorido y diversión, cuenta la fabulosa historia del reconocido pero el más pobre del mundo, el Gran Circo Burlostitini.

Con estas puestas en escena, el Sistema de Teatros de la Ciudad de México continúa con su labor y difusión cultural en este periodo de descanso.