Protestan por intento de destituir a presidente CSJ de El Salvador

El sindicato y trabajadores del sector judicial de El Salvador realizan hoy un plantón frente a la Corte Suprema de Justicia (CSJ), en rechazo ante una posible destitución del presidente de esa institución, Salomón Padilla.

El Sindicato de Trabajadores del Órgano Judicial (Sittoj), empleados y otras organizaciones sociales, se han concentrado en las afueras de la máxima corte para respaldar la elección de Padilla.

Uno de los dirigentes del sindicato, Erick Olmedo, dijo en rueda de prensa que grupos de poder empresarial y el partido opositor Alianza Republicana Nacionalista (Arena), intentan dar un "golpe de Estado", y eso no lo van a permitir.

Cuatro de los cinco magistrados de la Sala de lo Constitucional de la CSJ estudian la posible admisión de dos demandas de inconstitucionalidad que presentaron dos "ciudadanos", contra la elección legislativa de Padilla y a la vez presidente de dicha Sala.

La elección de Padilla solo fue posible tras la mediación del presidente salvadoreño Mauricio Funes, tras la crisis institucional que se presentó el año pasado entre los poderes Judicial y Legislativo, por la anulación de 10 magistrados de la corte por parte de la Sala de lo Constitucional.

Olmedo aclaró que con esta acción de los cuatro magistrados solo buscan desestabilizar al país y están violentado la decisión del pueblo, porque son los diputados de la Asamblea Legislativa que -representan a todos los salvadoreños- los que eligen a los funcionarios de segundo grado.

"No vamos a permitir otro golpe de Estado" en el país, aseguró Olmedo al recordar como el pueblo fue "sangrado" con este tipo de golpes en pasadas décadas, por lo que pidió estar pendientes de "los cuatro magistrados".

Exhortó al pueblo a organizarse para defender lo poco que ha conquistado el país en materia de democracia, luego de la firma de los Acuerdos de Paz en 1992.

Afirmó que por primera vez el país tiene un presidente de la CSJ honesto y transparente y cómo a los grupos de poder les incomoda y quieren declarar inconstitucional su elección.