Alistan exposición con el paso de Sorolla por Estados Unidos

La exposición "Sorolla y América" presentará entre diciembre de 2013 y enero de 2015, en Estados Unidos y España, la obra expuesta y creada por el pintor Joaquín Sorolla en la Unión americana.

En rueda de prensa, los organizadores destacaron que se trata de una muestra de 160 obras del artista (Valencia, 1863-Madrid 1923), unas 100 no presentadas en exposición desde inicios del siglo XX y más de 40 que se presentarán por primera vez al público.

"Sorolla y América" será exhibida en Meadows Museum, de Dallas, Texas, del 13 de diciembre de 2013 al 20 de abril de 2014; en el San Diego Museum of Art, del 30 de mayo al 26 de agosto de 2014; y en Fundación Mapfre del 23 de septiembre de 2014 al 4 de enero de 2015.

El presidente de la Fundación Mapfre, Alberto Manzano, explicó que la exposición recoge el éxito de Sorolla en varias ciudades de Estados Unidos, donde se convirtió en el pintor español más importante "por su optimismo y luminosidad".

El director de Meadows Museum, Mark Roglan, recordó que Sorolla fue el artista español más importante de inicios del siglo pasado en Estados Unidos, algo que fue superado años después con la llegada de Pablo Picasso (1881-1973).

Precisó que bastaron exposiciones entre 1909 y 1910 en Nueva York, Boston, Buffalo, San Luis y Chicago para recibir numerosos encargos de retratos, como uno al presidente de Estados Unidos, William Howard Taft, además de numerosos paisajes, playas, patios y jardines.

La comisaria de la exposición, Blanca Pons-Sorolla, aseguró que su bisabuelo llegó con 350 cuadros a Nueva York y en cuatro meses vendió 200 y no quiso vender el resto, además de que pintó numerosos en los cuatro meses que vivió allí.

Agregó que la muestra recogerá el impacto en la prensa diaria y especializada de las presentaciones de Sorolla en Estados Unidos, así como los detalles de lo numerosas que fueron las visitas a los museos.

En este evento, el alcalde de Dallas, Texas, Mike Rawlings, agradeció la oportunidad de que la exposición vaya a su estado, lo cual consideró una forma de acercar la cultura española al público texano.