Ofrece "Real de Catorce" inolvidable concierto en el Lunario

El emblemático grupo musical de Blues, Real de Catorce, ofreció la noche de este sábado un concierto inolvidable en el Lunario, del Auditorio Nacional, que fue grabado a seis cámaras por el Canal Once del Instituto Politécnico Nacional.

Por ello los fieles seguidores de la agrupación, no se perdieron la oportunidad de acompañar a su agrupación en esta aventura musical y ahora visual, que registró cada grito, movimiento y entrega del respetable a la banda comandada desde 1985, por el músico José Cruz.

En punto de las 20:00 horas, el público fue entrando al recinto, para atajarse de la pertinaz lluvia que se dejó sentir en las inmediaciones del Lunario y para ocupar el mejor lugar, que le diera la oportunidad de gozar de los mejores éxitos de la banda.

De nueva cuenta la Banda ofreció un concierto impregnado de nostalgia, a la memoria de la fallecida cantante Rita Guerrero a la cual nunca podrán olvidar en concierto alguno a pesar de que han pasado ya un par de años de su ausencia: "Gracias por estar de nueva cuenta con nosotros y por compartir esta grabación especial para Canal Once", dijo José Cruz.

Aun con el ánimo de seguir festejando un año más de vida de Real de Catorce, los espectadores corearon temas como: "Tres segundos", "Blues y luz", "Testamento", "Bendiciones", "Lección de vida", "Canciones para idiotas" y "Mira ese hombre".

Así como clásicos de su trayectoria como "Azul", "El Angel", "Beso de Ginebra", "Al rojo de la tarde", "Blues del atajo", "Dorina y Abel", "El anticuario", "Agua con sal", "No soy el hombre de tu vida" y "Sola", entre otras.

La velada hizo olvidar a los espectadores que estarían de pie cerca de dos horas y que serían grabados para un programa especial conocido como "Foro Once", además de que se registro el homenaje al reconocido bajista ex integrante de la banda, Jorge Velasco, quien fue el invitado especial a diez años de haber sido parte de Real de Catorce.

De nueva cuenta Real de Catorce estuvo acompañado de entrañables amigos músicos en el escenario cómo Oscar Molina, Mike Korsa, Octavio Bejarano y Xavier Matías Peña, quienes se fundieron con el sonido real de la banda a manos de José Camargo e Iván Villanueva.