Exhiben cambios iconográficos de la Virgen de los Auxilios

Como parte de la exposición "La Virgen de Pasavensis, una iconografía alemana en la Nueva España", a través de tres óleos se abordan los cambios que sufrió a finales del siglo XVII el modelo original de la Virgen de los Auxilios.

La exposición deriva del nuevo proyecto del Museo de El Carmen llamado "Gabinete de estudio", en el que se exponen un conjunto reducido de piezas, vinculadas entre sí por su contexto histórico o forma de producción, y permanecerá hasta el 12 de septiembre en el Museo de El Carmen, informó el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

En la muestra, el público puede conocer cómo esta imagen, una vez traída al Nuevo Mundo, fue reinterpretada y adoptada por la feligresía con algunos cambios en su composición, como el anexo de ángeles, querubines, arcángeles o San José, y el hecho de que la Virgen aparece de cuerpo completo.

De acuerdo con la historiadora del arte, Aurora Avilés, quien funge como curadora de la muestra, la imagen llegó a través de pequeños grabados que traían consigo frailes jesuitas de habla alemana que arribaron a la Nueva España a finales del siglo XVII y de los franciscanos capuchinos que también la veneraban.

Agregó que una de las primeras pinturas realizadas de esta Virgen se hizo a principios del siglo XVI (1514 o 1537), por Lucas Cranach "El Viejo", titulada "Maria Hilf" que significa ¡Ayuda María! y que hasta la fecha se localiza en la Catedral de Santiago en Innsbruck, Alemania; en ella se puede ver a la virgen, sentada mientras carga al niño Jesús en una escena de afecto.

El primer óleo que presenta la muestra, corresponde al Museo de El Carmen, titulada Virgen de Pasavensis, la única de esta advocación mariana que resguarda el recinto, es de autor anónimo y presenta una excelente técnica de manufactura.

El origen de esta pieza es incierto pues se le ha relacionado con la pintura "Nuestra Señora de Pasabiense" que perteneció a la Antigua Academia de San Carlos, cuyas medidas coinciden pero la fecha difiere ya que el óleo que se muestra data de finales del siglo XVII o primera mitad del XVIII, fecha en que la escuela aún no existía.

Sin embargo, señaló que es posible que el cuadro haya pertenecido a una iglesia o a un convento, y con la Ley de Desamortización de Bienes Eclesiásticos (1856), fue confiscada y resguardada en el Convento de la Encarnación, donde se reunieron las obras de arte expropiadas a la iglesia.

La segunda pintura proviene del Museo Nacional de las Intervenciones, y mide 178 centímetros de alto y 251 de ancho, con firma de Diego Pérez, a quien el investigador Xavier Moyssén relaciona como discípulo del pintor Sebastián López de Arteaga, que en documentos de un litigio en la península yucateca manifestó como testigo a una persona con ese nombre.

Finalmente, el tercer óleo llamado "Nuestra Señora de los Auxilios o Pasabiense" corresponde a una imagen en la que hay gran diversidad de acompañantes de la Virgen, desde querubines y ángeles, hasta San José. La pieza data del siglo XVII y pertenece al Museo Nacional del Virreinato.