Impactan en estreno de la obra "Razones para ser bonita"

"Tal vez es de cara regular, pero yo no la cambiaría ni por un millón de dólares", es el comentario que hizo "Pepe" a su amigo "Ricardo" y que detonó la furia de "Stephanía", quien dio por finalizada su relación sentimental tras cuatro años.

"Razones para ser bonita" es una obra que reflexiona acerca de la belleza. De acuerdo con Ludwika Paleta, integrante del elenco, la historia aborda temas muy dolorosos que pueden afectar a personas de todas las edades, "pues nos cuesta trabajo voltearnos a ver hacia adentro y aceptarnos".

Consideró que "muchos de nosotros no sabemos quiénes somos, nos ponemos máscaras y cosas que nos hacen sentir bien en el momento y esta obra invita mucho a pensar en qué orden están las prioridades y cómo poco a poco podríamos ir cambiándolas para que este mundo sea cada vez mejor".

La puesta en escena que presentó la noche del miércoles su función especial de estreno con invitados especiales y prensa en el teatro San Jerónimo, inicia con "Pepe" (Luis Gerardo Méndez) y "Stephanía" (Sophie Alexander-Katz) discutiendo sobre el comentario que él hizo, que escuchó "Lucía" (Ludwika Paleta) y se lo reveló a su amiga.

Furiosa y ofendida por lo que él opina de ella, le arroja lo que encuentra a su paso: una sartén, ollas, una silla y hasta la mesa. Se va de la casa y días después se citan en un centro comercial.

Él cree que para arreglar el daño de su relación de cuatro años, pero en realidad ella viene dispuesta a finalizar con todo y trae una lista de opiniones que lee en voz alta frente a la gente que estaba en el lugar.

"Yo no puedo estar con alguien que me encuentra asquerosa. Esto se acabó, estoy terminando mi relación contigo y necesito que lo aceptes y lo entiendas antes de que me vaya.

"Tú tampoco me gustas, te has quedado calvo; no me gustan tus ojos, como que están muy juntos; tienes lagañas todo el tiempo y me dan asco; tu nariz la heredaste de tu mamá; el sexo que tenemos es el más aburrido; tu lengua es de reptil, babeas; creo que tus brazos es lo único que tienes bien", expresó "Stephanía".

Ludwika Paleta apuntó que "Razones para ser bonita" se refiere a la gran importancia que los seres humanos le dan a la apariencia por encima de otras cosas.

"Nos dejamos llevar por el simple hecho de cómo se ve una persona y a partir de ahí juzgamos. La mayoría de las veces no nos damos chance de ir más allá porque es lo primero que vemos y con eso nos quedamos".

El autor Neil Labute, añadió la actriz, se refiere a esto en "Razones para ser bonita" y de "cómo las relaciones pueden romperse a raíz de un mal entendido. De cómo las vidas se pueden cruzar por una tontería y una banalidad al darle demasiada importancia a lo que no la tiene".

A través de su personaje, Ludwika Paleta, quien muestra un claro crecimiento escénico, da respuesta a las interrogantes de ser bonita al hacer una introspección y cuando sospecha que su novio "Ricardo" la engaña.

"Yo he sido bonita casi toda mi vida, pero esto ha ido en mi contra", asegura "Lucía" para luego enumerar los prejuicios a los que se ha enfrentado por tener un rostro agradable a la vista.

Al finalizar su diálogo con ella misma, la sala del teatro quedó en el más profundo silencio, mientras que a un costado de la misma se encontraba el joven director Diego del Río mirando con satisfacción el trabajo en escena del elenco.

Aunque la obra cumplió con su cometido al impactar con su mensaje al público, el estreno fue ligeramente empañado con un problema técnico en la iluminación que interrumpió por 40 minutos la función.

Luego de que la producción ofreció disculpas a los espectadores, se reanudó la obra con el aplauso alentador de amigos, familiares y comunidad artística teatral y de televisión que abarrotó el foro.

"Razones para ser bonita" concluye la trilogía de obras sobre la belleza que presenta Neil Labute. "Por amor al arte" y "Gorda" la completan. Es producida por Bh5, En Llamas Producciones, La Rama de Teatro, Gerardo Gatica y Rodrigo Trujillo.