Juzgado federal analiza tres de cuatro amparos interpuestos por "Z40"

El Juzgado Primero de Distrito de Amparo en materia penal en el Distrito Federal aceptó para análisis tres de los cuatro amparos presentados por Miguel Ángel Treviño Morales, alias "el Z40" y presunto líder del cártel de los Zetas, mientras que el último fue rechazado al no presentar la ratificación.

El amparo 715/2013 contra las actuaciones del titular de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada de (SEIDO) de la procuraduría de la República, fue ratificado por la defensa del presunto criminal.

En este caso el juzgado federal continuará con la tramitación del juicio de amparo y en el mismo expediente seguirá el proceso de la suspensión por falta de solicitud.

Los actos reclamados por el presunto narcotraficante en ese juicio son contra su detención y por actos prohibidos por el Artículo 22 constitucional, como una "ilegal orden de detención, incomunicación, internación y su retención, golpes, azotes y toda clase de maltratos".

Para resolver ese caso, el juzgado pidió el informe justificado a las autoridades señaladas como responsables.

Respecto al amparo 716/2013 que Treviño Morales presentó contra el titular de la Procuraduría General de la República (PGR), Jesús Murillo Karam, y otras autoridades, el juez procederá a examinar la demanda de garantías.

Ello a efecto de determinar si se actualiza causa manifiesta e indudable de improcedencia, ya que desechó parcialmente la demanda de garantías con respecto de la autoridad referida.

En cuanto a las demás autoridades, se admitió la demanda de garantías sin que se tramiten solicitudes de suspensiones por separado.

El amparo 717/2013 interpuesto por Miguel Ángel Treviño contra el titular de la Unidad Especializada en Investigación de Delitos contra la Salud de la SEIDO, es contra la detención y actos de tortura.

El presunto narcotraficante solicitó también el amparo 722/2013 contra actos del titular de la PGR, sin embargo no fue ratificada la demanda de garantías, por lo que el juzgado la tuvo por no presentada.