Comienzan gestiones para debatir legalización de la mariguana en el DF

Diputados locales y federales perredistas informaron que han iniciado las gestiones ante el Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF), para determinar si la consulta pública es viable y tiene posibilidades legales, técnicas y presupuestales para debatir sobre la legalización de la mariguana en la capital.

Los legisladores expusieron que "le tomaron la palabra al jefe del Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, para realizar un debate responsable sobre la legalización de la mariguana en la capital".

El presidente de la Comisión de Gobierno de la Asamblea Legislativa, Manuel Granados, los diputados locales Esthela Damián, Efraín Morales, Daniel Ordóñez y Vidal Llerenas, y los diputados federales Carlos Augusto Morales y Fernando Belaunzarán dieron a conocer dicha gestión.

El debate para la legalización de esa droga será uno de los temas de la agenda perredista en el próximo periodo ordinario de sesiones en la ALDF, y se prevé realizar la consulta después de las elecciones vecinales del 1 de septiembre en el Distrito Federal.

Los integrantes de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) destacaron que se necesita explorar esa alternativa, como una forma de hacer frente al crimen organizado y evitar que la ciudad de México sea penetrada por altos grados de violencia.

El compromiso adquirido, abundaron, es escuchar todas las posiciones, análisis, expertos a favor y en contra, con el fin de no caer en el error de realizar foros o debates que vayan en una sola ruta.

Plantean además que en ese intercambio de opiniones sean tomados en cuenta todos los sectores de la sociedad y la problemática inherente, por lo que están previstos encuentros con asociaciones, instituciones, académicos e incluso con consumidores en los foros que se realizarán.

Los legisladores del Partido de la Revolución Democrática (PRD) señalaron en un comunicado que la gama de temas a discutir es bastante amplia y citaron, por ejemplo, la relación directa que tiene el uso de sustancias sicotrópicas y la incidencia delictiva.

Al respecto mencionaron que el Distrito Federal cuenta con una capacidad instalada de 21 mil 468 plazas en los centros penitenciarios, que hasta el 2 de marzo de 2012 tenía 41 mil 822.

Refirieron que en un estudio de 2011 se recabaron datos de la Dirección Ejecutiva y Readaptación Social de la Subsecretaría del Sistema Penitenciario de la Ciudad de México, en coordinación con el Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones en la urbe.

De acuerdo con dichos resultados, al cometer un delito casi 40 por ciento de los inculpados reconocieron haber estado bajo el efecto de alguna sustancia sicoactiva, entre las que destacan el alcohol, con 77 por ciento; la cocaína, con 42 por ciento; la mariguana, con 33 por ciento, y los inhalantes, con 24 por ciento.

Además precisaron que 31 por ciento de esta población mostraron problemas de dependencia o abuso, mientras que el consumo global reportado por los internos fue de 28 por ciento, siendo la mariguana la sustancia más consumida, en 58 por ciento de los casos.

Es necesario contar con todos los datos y con la opinión de expertos en diversas disciplinas, pues de acuerdo con las cifras nacionales, en el documento "Sistemas de índices e indicadores de seguridad pública de 2010", cinco de cada 10 delincuentes reinciden, precisaron.

Por ello los legisladores perredistas hicieron hincapié en que los individuos que cometen por primera vez delitos menores asociados al consumo de drogas, deben tener la oportunidad de acceder al tratamiento para mejorar su calidad de vida, buscando siempre la proporcionalidad y justicia.

Asambleístas y diputados aseguraron que de manera responsable presentaron la iniciativa que crea la Ley para el Tratamiento Jurisdiccional de las Adicciones, conocido como Corte de Drogas, que será dictaminado en el siguiente periodo ordinario de sesiones de la ALDF.