Anuncia Snowden que pedirá asilo formal a Rusia

El exanalista de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), Edward Snowden, anunció hoy que pedirá asilo político a Rusia, revelaron hoy activistas de derechos humanos.

De acuerdo con la cadena BBC, Snowden, prófugo de la justicia tras realizar la mayor filtración de información clasificada en la historia de Estados Unidos, se reunió con representantes de organizaciones de derechos humanos en el aeropuerto Sheremetyevo de Moscú.

El encuentro, al que también se dieron cita abogados defensores de derechos humanos, tuvo lugar en la zona de tránsito del aeropuerto de Moscú, donde permanece Snowden desde su llegada de Hong Kong, el 23 de junio pasado.

Snowden, quien trabajó como consultor para la Agencia Nacional de Seguridad (NSA), indicó este viernes que quiere pedir asilo político temporal en Rusia porque por el momento no está en capacidad de viajar a ningún país latinoamericano.

Snowden solicitó asilo el pasado 9 de julio a Venezuela, y luego el gobierno de Bolivia ofreció dar cobijo al exanalista.

Snowden reveló que la administración del presidente Barack Obama controla los teléfonos y ordenadores de ciudadanos particulares a través de gigantes como Microsoft, Google o Facebook.

Durante el encuentro en el aeropuerto, la vocera de Human Rights Watch, Tanya Lokshina, señaló a los medios que Snowden manifestó que "quiere quedarse" en Rusia.

Indicó que aunque se siente seguro en el aeropuerto, necesita encontrar una solución más permanente que a la vez evite su deportación a Estados Unidos.

El diputado ruso Viacheslav Nikonov dijo a periodistas por su parte que Snowden aceptó la condición impuesta por el gobierno del presidente Vladimir Putin -de no seguir dañando a Estados Unidos- para otorgarle asilo.

Snowden "no tiene intención de causar daño a Estados Unidos porque es un patriota de su propio país", afirmó Nikonov luego de concluir la reunión del exanalista de la CIa con los defensores de los derechos humanos.

A comienzos de julio, el presidente ruso Vladimir Putin dijo que Snowden podía quedarse todo el tiempo que quisiera siempre y cuando deje de "causarles daño a nuestros socios estadunidenses".

Snowden considera la persecución como una campaña ilegal por parte de Washington para impedir que consiga asilo.

Por su parte, Obama manifestó su decepción porque China optó por no entregar al fugitivo a Washington cuando Snowden todavía se encontraba en Hong Kong, pero Pekín aseguró que no hizo sino cumplir con las leyes.