Anuncia Québec fondo de 60 mdd para víctimas de accidente de tren

El gobierno de Québec anunció hoy un fondo inicial de 60 millones de dólares para ayudar a las víctimas del accidente del tren que se descarriló y provocó fuertes incendios el sábado.

La gobernadora de Québec, Pauline Marois, dijo que 25 millones de dólares del fondo inicial serán entregados de inmediato y que ocho millones serán dirigidos a ayuda de emergencia.

"Cada familia afectada recibirá de inmediato mil dólares para alimentación y necesidades esenciales", precisó Marois.

El número de muertos en el poblado de Lac-Megantic, Québec, ascendió esta tarde a 20, pero la policía dijo que los 50 desaparecidos podrían estar muertos.

Debido a la intensa explosión que causó el descarrilamiento del tren con 73 vagones con petróleo, las autoridades temen que no sea posible encontrar restos humanos.

Lo que hasta ahora ha servido para contabilizar el volumen de las víctimas fatales es el reclamo de los familiares y la información de dónde se encontraban al momento del fuerte impacto que provocó intensas llamaradas la madrugada del sábado.

Las autoridades de Québec determinaron mantener la bandera a media asta en toda la provincia durante una semana en honor a los fallecidos.

La compañía que operaba el tren también ofreció que trabajará con la Cruz Roja, las aseguradoras y los gobiernos municipal y provincial para dar ayuda humanitaria a las familias afectadas.

El accidente destruyó 70 edificios, casas, árboles y autos, dejando una zona devastada por fuertes incendios, por lo que fueron evacuadas cerca de dos mil personas, de las cuales mil 200 ya regresaron a sus hogares.