FIA reduce límite de velocidad y prohibe acceso de cámaras a los boxes

Luego del accidente ocurrido en el circuito alemán de Nurburgring, la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) confirmó este martes que durante las carreras, los medios de comunicación y toda persona ajena al equipo tienen prohibida la entrada a los boxes de Fórmula Uno.

A partir del próximo Gran Premio, en Hungría, los camarógrafos tendrán limitada su presencia a la zona del muro de los boxes, mientras el personal del equipo que permanezca en el área deberá retirarse en cuanto termine su trabajo, sin olvidar usar su respectiva protección en la cabeza.

Asimismo, los monoplaza deberán llegar con una velocidad máxima de 80 kilometros por hora y la velocidad con que llegarán a los boxes en los entrenamientos será la misma, pues ya es menor a la establecida hoy, al igual que en los circuitos de Mónaco, Australia y Singapur, donde debido al diseño de la pista el límite es de 60 km/h.

Según el informe de la FIA, las modificaciones al Reglamento Deportivo de la Fórmula Uno ya habían sido aprobadas para la próxima temporada, sin embargo, ante el reciente incidente en el box de Red Bull, se solicitó al Consejo Mundial su introducción inmediata.

Mientras tanto, la FIA está a la espera de un informe de la escudería de la bebida energética, donde se detallen los motivos del accidente con el neumático de Webber, para así repartirlo a los demás equipos y mejorar la seguridad en los boxes.