Rusia reitera uso de drones en su campaña contra yihadistas en Siria

Rusia confirmó hoy que sus fuerzas aéreas seguirán utilizando aviones no tripulados para monitorear la situación en Siria, donde en las últimas 24 horas destruyeron otras 49 instalaciones del grupo yihadista Estado Islámico (EI).

El Ministerio ruso de Defensa ratificó este sábado el uso de ese tipo de aeronaves en sus operaciones en Siria, un día después de que negó que un avión no tripulado derribado por Turquía por haber violado su espacio aéreo perteneciera a sus fuerzas armadas.

"Drones rusos continúan monitoreando la situación", indicó el mayor general Igor Konashenkov, portavoz del citado ministerio, y explicó que éstas aeronaves verifican la información que las fuerzas aéreas rusas reciben.

"En concreto, mucha asistencia viene de las personas que viven en las regiones controladas temporalmente por los militantes, ya que informan sobre los terroristas. A medida que los comandantes rusos reciben esta información, la verifican y toman decisiones", precisó.

De esta forma, dijo, en las últimas 24 horas los aviones rusos llevaron a cabo 39 vuelos de combate e impactaron 49 instalaciones e infraestructuras ocupadas por los yihadistas en Siria, de acuerdo con despachos de la agencia de noticias TASS.

Fueron destruidos 11 centros de mando, una fábrica de artefactos explosivos, tres posiciones de artillería, nueve depósitos de armas y municiones, dos bases para vehículos militares, 15 campamentos y bases ocho áreas fortificadas y posiciones de defensa, detalló.

Señaló que las nuevas tácticas de los militantes para descentralizar los depósitos de municiones y centros de control no han tenido resultados positivos, "todas las instalaciones recientemente organizados por el EI han sido destruidas", puntualizó.

Los blancos alcanzados por la aviación rusa están en las provincias de Homs, Damasco y Alepo, y una vez que terminaron las misiones todos las aeronaves rusas volvieron al aeródromo base, aunque los drones continúan sobrevolando el territorio sirio, insistió.

Rusia emprendió una ofensiva militar con más de 50 aviones de combate y helicópteros artillados contra los militantes del EI en Siria el 30 de septiembre pasado a petición del régimen del presidente Bashar al-Assad, que también libra una batalla con rebeldes opositores.