Candidatos presidenciales de Argentina entran en recta final

Los seis candidatos presidenciales de Argentina intensificaron sus campañas cuando faltan sólo nueve días para que más de 30 millones de ciudadanos voten al sucesor de Cristina Fernández de Kirchner.

El próximo domingo 25 de octubre, los argentinos elegirán al líder político que comenzará a gobernar el 10 de diciembre, fecha en la que Fernández de Kirchner le entregará la banda y el bastón presidencial.

La legislación establece que gana en primera vuelta el candidato que obtenga el 45 por ciento de los votos, o el que logre el 40 por ciento, pero a una distancia de diez puntos con respecto al segundo lugar.

En caso de que ninguno de los seis candidatos alcance alguno de estos escenarios, los dos más votados se enfrentarán en una segunda vuelta (ballotage) previsto para el 22 de noviembre.

Por ahora, las encuestas coinciden en que el candidato oficialista del Frente para la Victoria, Daniel Scioli, lidera la carrera con una intención de voto que ronda el 40 por ciento.

Su rival más cercano es Mauricio Macri, de la alianza Cambiemos, con el 30 por ciento, y más atrás, con alrededor del 20 por ciento, se ubica Sergio Massa, abanderado del frente Una Nueva Alternativa.

Los otros tres candidatos son Margarita Stolbizer (Progresistas), Nicolás del Caño (Frente de Izquierda) y Adolfo Rodríguez Saá (Compromiso Federal), pero ninguno alcanza el 5.0 por ciento de intención de votos.

El peso electoral de cada candidato es evidente en la propaganda que invade las principales calles del país, ya que Scioli tapizó bardas, fachadas, locales, espacios de publicidad e incluso muros de decenas de edificios.

"Scioli Presidente" es el eslogan de una campaña que eligió el naranja y el azul como colores de identidad de los cárteles que también ofrecen "Tierra, techo y trabajo", "desarrollo para los trenes" o en los que se muestra al candidato sonriendo al lado de su esposa, la ex modelo Karina Rabolini.

El Frente para la Victoria también contrató a personas que se instalan en las esquinas más transitadas para repartir propaganda de Scioli, misma estrategia utilizada por la alianza Cambiemos para promover a Macri.

La sonrisa de Macri se multiplica en sus afiches de campaña en los que aparece al lado de su candidata a vicepresidenta Gabriela Michetti, en tanto que Massa optó por fotos en las que viste traje y posa serio.

Más directa, Stolbizer eligió acercamientos de su rostro con la palabra "Democracia" o "El voto ganado" como eslóganes, mientras que Del Caño optó por afiches en los que promueve el voto por sus candidatos a diputado.