Emergencias siquiátricas no son evaluadas por especialistas

Las emergencias psiquiátricas no son evaluadas inicialmente por médicos especialistas en psiquiatría y su desencadenamiento son causas múltiples, por lo que es indispensable realizar una evaluación específica.

El docente de la Licenciatura en Medicina de la Universidad de Sonora (Unison), Ángel Rubén Maldonado Gracia, indicó que este padecimiento puede identificarse con un simple ataque de nervios, de ansiedad o de pánico, entre otras señales.

Al impartir la conferencia "La urgencia en siquiatría, el manejo del paciente agitado" refirió que las emergencias siquiátricas no se originan precisamente por trastornos mentales, por lo que se requiere evaluar de manera específica a cada paciente.

Refirió que no todas las personas con síntomas de alucinaciones o de estrés nervioso tienen que ver con una enfermedad esquizofrénica.

El especialista en siquiatría recomendó algunas consideraciones importantes que se deben tomar en cuenta para diagnosticar y, sobre todo, tratar a este tipo de pacientes en la unidad de urgencias médicas.

Un médico de urgencias lo primero que debe observar para saber si un enfermo con características de irritabilidad, incoherencias, o ataques de pánico, desesperación u otras similares, no tiene una enfermedad psiquiátrica, es que su estado sea consecuencia de algún mal orgánico.

En muchas de las ocasiones se confunden los síntomas de trastorno del pánico con los síntomas de las afectaciones coronarias, refirió.

Señaló que un paciente puede presentar agitación y acudir a urgencias cuando padece de ansiedad, trastornos afectivos, psicosis, trastornos de personalidad y causas orgánicas.

Subrayó que los "focos rojos" para una valoración correcta de enfermedades psiquiátricas son las alteraciones de conducta que sea violenta, consumo de sustancias, historia de abuso infantil y amenazas verbales.

Asimismo, la portación de armas, síntomas sicóticos, manías y trastorno de la personalidad.

"Si existiera en el paciente alguna de estas sintomatologías, hay que estar alerta y prepararse, evaluar los riesgos y minimizarlos", añadió.

Recomendó que para atender un paciente valorado psiquiátricamente deben tomarse algunas medidas de seguridad y, sobre todo, trabajar en equipo, nunca atender una sola persona al enfermo con condición de agitación y presunción de alguna enfermedad psiquiátrica.

Maldonado Gracia abundó que para establecer esta condición, lo más importante será valorar la historia clínica y familiar del paciente, para descartar alguna enfermedad orgánica cuyos síntomas son muy similares.

Los pacientes psiquiátricos en urgencias son difíciles de tratar, porque el diagnóstico se da luego de desechar las posibilidades de que no es una afectación orgánica y tener información precisa y amplia sobre antecedentes familiares y hasta su contexto social.