Mercado editorial mexicano es líder en venta de derechos de autor

El director general del Fondo de Cultura Económica (FCE), José Carreño Carlón, destacó hoy que el mercado editorial mexicano pasó de ser comprador a "actor emergente" en la venta de derechos de autor en el mundo.

"Pasamos de compradores de derechos de autores del mundo angloamericano y europeo a ser actores emergentes y activos en la venta de derechos de escritores mexicanos y latinoamericanos", afirmó Carreño Carlón en entrevista con Notimex en Frankfurt.

El funcionario mexicano se encuentra en esa ciudad para participar en la Feria Internacional del Libro de Frankfurt, a celebrarse del 14 al 18 de octubre.

Carreño Carlón participó en "The Markets-Global Publishing Summit (Los Mercados-Cumbre Editorial Global)", evento que se llevó a cabo a unas horas de que se inaugure de manera oficial la 67 edición de la Feria del Libro de Frankfurt. Indonesia es el país invitado de la Feria este año.

México fue colocado en esa cumbre editorial al lado de otros seis mercados editoriales tan consolidados como el de Alemania, el de Estados Unidos y el de China, entre otros.

"Muy importante es que los 'jugadores' mexicanos que invitaron fueron el Fondo de Cultura Económica y las divisiones para Latinoamérica que están asentadas en México del Grupo Planeta, de Penguin-Random-House y de Turner". También estuvieron presentes las editoriales mexicanas independientes Sexto Piso y Trilce.

El director del FCE presentó tres catálogos de venta de derechos con un total de 177 autores y 202 títulos, que abarca un abanico general de obras editadas por la sede del Fondo en la Ciudad de México, otro con las obras que publican sus 10 filiales en el mundo y uno más de literatura para niños y jóvenes.

"Fue también una distinción importante para la directora de Planeta en México, Centroamérica y el Caribe, Nubia Macías, quien expuso su visión de México para el futuro, y coincidió con esta visión optimista de una ambición de México como la próxima fábrica de libros en español para el mundo", subrayó Carreño Carlón.

Los potenciales de crecimiento en México que se resaltaron en ese evento en Frankfurt fueron, en primer lugar, el crecimiento del español en el mundo, que ya es el segundo idioma más hablado después del inglés.

De los 500 millones de hispanoparlantes en el mundo, 120 millones corresponden a México. Por eso México es el mercado más atractivo para las ediciones en español, subrayó.

"Eso explica también la razón por la que ya se situaron en México los gigantes del libro en español, que son el Grupo Planeta de España y el otro grupo de Peguin Random House y Turner, que son internacionales".

El director del FCE dijo a Notimex que durante ese evento "surgieron perspectivas concretas. Incluso intercambios entre países. Por ejemplo Corea del Sur, que es un gran mercado de la literatura infantil, como también lo es México con el FCE. Somos mercados complementarios".

Indonesia también le propuso al FCE intercambios en el sector de la Literatura para jóvenes "con recursos muy enriquecidos tecnológicamente con aplicaciones", entre otras. "Hubo un acercamiento muy concreto de propuestas de negocios en beneficio de todos".

"Se benefician nuestros autores, cuyos derechos promovemos, pero también se enriquecen y se benefician editoras de la diversidad que exportamos con nuestros escritores, autores, diseñadores", mencionó.

"En los últimos dos años vendimos 77 franquicias, derechos de autores mexicanos que forman parte del catálogo del FCE y que ahora son editados en más de 20 idiomas", detalló.

"Ahora traemos la novedad de una catálogo de nuestras filiales con escritores argentinos, colombianos, chilenos, etcétera. Venimos más coordinados para tener una presencia mucho más organizada", puntualizó.

Carreño Carlón expresó su confianza en el futuro del libro, en todas sus variedades: papel impreso, el libro en las plataformas digitales, que empieza a registrar en México más descargas que en España.

Sobre la recién ganadora del Premio Nobel de Literatura 2015, la escritora y periodista bielorrusa Svetlana Alexievitch, comentó: "Nos debe enorgullecer a todos los que hemos hecho periodismo".

"Debemos ver en este ejemplo un modelo de rigor periodístico, de ética periodística, de valentía y de eficacia para dar a conocer realidades en condiciones tan adversas", concluyó.