UNAM busca detectar depresión en sus estudiantes

Un proyecto de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) busca conocer la prevalencia real de algún trastorno depresivo en los jóvenes de primer ingreso a la institución, reportó la Agencia Informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

El proyecto lo encabeza el coordinador de investigación del Departamento de Salud Mental en la Facultad de Medicina de la UNAM, Gerhard Heinze Martin, quien dijo que desde hace cuatro años la casa de estudios quería conocer la salud mental de sus alumnos.

"Las manifestaciones de un desorden mental se manifiestan muchas veces en la temprana adolescencia y durante la adolescencia tardía. Los jóvenes que ingresan a la universidad tienen entre 17 y 19 años", dijo el académico en una entrevista con el Conacyt.

El grupo de investigación de Gerhard Heinze aplicó un cuestionario sobre factores de riesgo para la depresión y otro sobre la salud del paciente a seis mil 408 estudiantes de las facultades de Medicina, Psiquiatría, Ingeniería, Arquitectura, Música, Derecho y Ciencias.

"Inicialmente se estudiaron siete facultades para hacer un comparativo entre ellas y ver cuál es la prevalencia que existe en jóvenes de primer ingreso en la universidad. Una de las metas principales de este proyecto fue evitar la deserción escolar debido a un trastorno depresivo", mencionó.

Las licenciaturas que presentaron mayor prevalencia de trastornos depresivos fueron las de arquitectura y música, seguidas por las carreras de medicina, derecho y ciencias.

"La prevalencia de depresión es más frecuente entre las mujeres universitarias, con 73 por ciento. Aquí tenemos que considerar que actualmente la matrícula de medicina es altamente representada por ellas, cerca de 66 por ciento en medicina son mujeres", comentó.

El porcentaje de casos con probable depresión varía de manera considerable en las facultades, donde cuatro por ciento de los estudiantes de primer ingreso tiene una depresión leve y solo uno por ciento, depresión severa.

En un segundo estudio que consistió en conocer la prevalencia de la depresión en alumnos de medicina por año académico, el grupo de investigación observó que la prevalencia inicial es de 3.5 por ciento y el primer año incrementó a 18.9 por ciento.

"El estrés que presenta el alumno de medicina durante el primer año incrementa la prevalencia de depresión, se mantiene en el segundo año, disminuye cuando los alumnos ingresan a los ciclos clínicos y se mantiene en el cuarto año", expuso.

El también miembro del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) indicó que los factores asociados con un episodio depresivo mayor en los estudiantes de nuevo ingreso de la Facultad de Medicina se relacionan al maltrato que tuvieron durante la infancia.

"La historia personal depresiva, padecimientos mentales, así como el maltrato, están estrechamente relacionados con la presencia de un episodio mayor de depresión", subrayó.

"Estos factores se agregan a la lista de aquellos relevantes para el estudio y prevención de la depresión en estudiantes de medicina", añadió.

La prevalencia del trastorno depresivo mayor es más importante en la última etapa de la formación en la carrera de medicina que al iniciarla, incluso cuando el grupo de primer año presenta más factores de riesgo de padecer depresión.

Ante esta situación, la UNAM ofrece asesoría, terapia individual o de grupo y tratamiento con antidepresivos para los alumnos que lo requieran.

El investigador aseguró que estos estudios continuarán para determinar el comportamiento de los síntomas que presentan los estudiantes de nuevo ingreso.

"Tenemos una buena respuesta de los alumnos, pero esta varía de acuerdo con la severidad de los estudiantes. Actualmente tenemos muchos datos, publicaciones a nivel nacional e internacional", apuntó.

"Sabemos que se trata de un problema que debemos afrontar y darle una solución a las autoridades universitarias en cuanto al manejo de este tipo de problemas en la población joven", afirmó.