Cargadores y Acereros chocarán tras dramáticos juegos de semana cuatro

Luego de ver sus respectivos juegos de la semana cuatro definirse por goles de campo de último segundo, Acereros de Pittsburgh (2-2) y Cargadores de San Diego (2-2) se enfrentarán en el juego de lunes por la noche, el cual dará el cerrojazo final a la quinta semana de actividad en la temporada 2015 de la NFL.

Acereros viene de una dolorosa derrota por 20-23 ante su acérrimo rival, Cuervos de Baltimore, que se llevó el triunfo del Heinz Field, casa de los "metaleros", con gol de campo de 52 yardas de Justin Tucker justo sobre el silbatazo final.

San Diego, por el contrario, se adjudicó una dramática victoria de 30-27 sobre Cafés de Cleveland, también con gol de campo con el reloj prácticamente en ceros, de 34 yardas del novato Josh Lambo, como local en el Qualcomm Stadium, sede del duelo contra Pittsburgh.

Los de negro y oro pisarán la grama del Qualcomm todavía con Michael Vick en el quarterback en sustitución del lesionado Ben Roethlisberger, lo cual puede ser una buena noticia para una defensiva clasificada como la número 15 global de la NFL, con promedios de 351.8 yardas y 27.5 puntos admitidos por encuentro.

En su primer juego en los controles de Acereros, Vick cumplió una discreta labor, al completar 19 de 26 intentos de pase, con ganancia de 124 yardas y un touchdown, sin intercepciones, mientras por tierra hizo la personal en nueve ocasiones con 33 yardas aportadas.

Contra Cargadores, no obstante, el entrenador en jefe Mike Tomlin espera que su pasador esté más compenetrado con el resto de su ofensiva, para retomar la senda del triunfo y mantenerse en la carrera por la cima de la División Norte de la Conferencia Americana, actualmente en poder de Bengalíes de Cincinnati (4-0).

La mayor esperanza para Acereros reside en su juego terrestre, el cual, sin embargo, está muy lejos de sus días de gloria, al ubicarse número 15 de la Liga, con promedio de 111.8 yardas por partido, aunque a su favor tiene que enfrentará a la defensa número 29 contra la carrera, que acepta 126.8 yd por encuentro.

De momento, lo que más debe preocupar a Tomlin es que enfrentará a la tercera mejor ofensiva de la NFL, que promedia 411 yardas y 24 puntos por encuentro, liderada por el mariscal de campo Philip Rivers, quien tiene el séptimo mejor rating entre los quarterbacks titulares, con 105.3 puntos.

La semana pasada ante Cleveland, Rivers tuvo una tarde memorable, al lanzar para 23 de 38 en pases completos, ganancia de 358 yardas y tres en las diagonales, números que estuvieron cerca de ser opacados a causa de la fragilidad de su defensiva.

El gran reto para el head coach Mike McCoy será superar a una defensiva que en el papel es la número 12 de la NFL, con 346 yardas y 18.8 puntos admitidos por encuentro, pero que en el campo tiene lo necesario para definir cualquier duelo.

Acereros y Cargadores se enfrentarán en el Qualcomm Stadium de San Diego, California, este lunes en punto de las 20:30 horas tiempo del este de Estados Unidos, 19:30 del Centro de México.