Esperan crecimiento de sector bancario con reforma financiera

De aprobarse la reforma financiera, que se presentaría en los próximos días, contribuirá a impulsar el crecimiento de la banca en el país, anticipan ejecutivos encuestados por la firma Deloitte México.

Según el estudio "Aprovechando las fuerzas del cambio: visión de los retos y oportunidades de la industria de servicios financieros", el clima de negocios del país en el mediano plazo será positivo para la industria de servicios financieros.

Para la empresa de consultoría, dicha percepción se sustenta en la expectativa que existe entre los ejecutivos consultados respecto a que el actual gobierno pueda llevar a cabo las reformas estructurales.

El socio líder de la industria de Servicios Financieros de Deloitte México, Óscar Ortiz, dijo que no hay que perder de vista que está en proceso la presentación de una reforma al sistema financiero, la cual se visualiza aborde aspectos de regulación, educación financiera y apertura del crédito a las pequeñas y medias empresas (Pymes).

A su vez, el director especialista en temas regulatorios de Deloitte México, Carlos Pérez, estima que para el tema de regulación se deberán considerar puntos como leyes contra lavado de dinero, regulación de derivados, toma de riesgo de las instituciones, ejecución de garantías, reformas a la Ley de Sociedades de Inversión, entre otras.

"Este tipo de mejores prácticas permitirá al sector bancario tener mayor competencia, así como diversificar y expandir el otorgamiento de crédito", expuso.

El análisis de Deloitte, que muestra el punto de vista de la industria de servicios financieros de cara a la Convención Bancaria, que se llevará a cabo este jueves y viernes en Acapulco, destaca que existe una percepción positiva respecto a la industria de servicios financieros.

No obstante, los ejecutivos encuestados identifican ciertos retos para el sector en el mediano y largo plazos, entre ellos fortalecer procesos de regulación, seguido muy de cerca por la necesidad de mejora en la administración del riesgo y la competencia en la industria.

Óscar Ortiz considera indispensable que el sector fortalezca aquellas prácticas que han permitido generar solidez, a fin de potenciar su papel como impulsor del crecimiento del país.

Dijo que para ello se requiere sustentar su plan de desarrollo en tres elementos clave, la adopción de nuevas tecnologías, el incremento gradual en el nivel de bancarización de la población y promover una mayor educación financiera.

Los ejecutivos participantes en el estudio de Deloitte visualizan una gran oportunidad de negocio en el acceso a servicios financieros, donde el segmento de crédito a las Pymes presenta mayor potencial, de acuerdo con 40 por ciento de los encuestados.

En la actualidad, las Pymes son un sector poco atendido por la banca tradicional, es así que bancos de nicho especializados aprovechan esta oportunidad, pero se considera importante que la banca tradicional también apoye a este tipo de negocios con créditos accesibles.

De acuerdo con el estudio, a partir de la reciente crisis financiera mundial, el nivel de confianza de la sociedad hacia el sector ha incrementado, según la perspectiva de casi 50 por ciento de los ejecutivos participantes.

Sin embargo, aumentar la disponibilidad de crédito, la educación financiera y la calidad en el servicio se consideran como elementos de gran importancia desde la perspectiva de usuario, para generar mayor acceso a los servicios financieros.