Acusa Varoufakis a Renzi de participar en "golpe" contra Tsipras

El ex ministro griego de Finanzas, Yanis Varoufakis, acusó hoy al jefe de gobierno italiano Matteo Renzi de haber participado en el "vil golpe" para someter a Alexis Tsipras y convencerlo de aceptar las reformas impuestas por la Unión Europea.

En su cuenta de Twitter, el ex ministro heleno respondió a Renzi, quien en una reunión de su Partido Democrático (centroizquierda) celebrada la víspera en Roma dijo que "quien de escisión hiere de elección perece", y subrayó que "a este Varoufakis nos lo hemos quitado de enmedio".

El primer ministro italiano usó el caso de Varoufakis para advertir a la corriente de izquierda de su partido, contraria a su reforma del Senado, sobre los riesgos de una escisión que la haría desaparecer del mapa político.

"Renzi puedes decir lo que te parezca porque ya no soy ministro de Finanzas, ni estoy en el Parlamento, pero no te has librado de mí, pues estoy aún vivo políticamente", aseguró Varoufakis.

También acusó al jefe de gobierno italiano de haber participado en el "vil golpe" contra el primer ministro griego, Alexis Tsipras, en la reunión del Consejo Europeo de 12 y 13 de julio pasado.

"De lo que te liberaste participando en ese vil golpe contra Alexis ha sido de tu integridad como democrático europeo y quizá hasta te jugaste el alma", señaló.

Denunció que "bajo la extrema dureza de los líderes europeos, entre ellos el señor Renzi, quien rechazó discutir las propuestas de Grecia, Alexis Tsipras fue sometido a un insportable acoso, a un verdadero chantaje, a presiones deshumanas".

Dijo que en ello Renzi tuvo un rol central y le tocó interpretar el papel del "policía bueno" para "someter Alexis" bajo la advertencia de que "si no cedes, estos te destruyen".

"Alexis y yo nos dividimos porque estabamos en desacuerdo sobre el hecho de si se trataba solamente amenazas o no y si nosotros, en todo caso, teníamos el derecho de firmar un acuerdo inaceptable, entregando las llaves de lo que quedaba de Grecia a una troika despiadada", añadió.