Universitarios de BCS crean del árbol Nim repelente contra mosquitos

Un grupo de investigadores y estudiantes del Departamento Académico de Zootecnia de la UABCS creó un repelente contra el ataque de mosquitos, mediante una formulación sencilla y barata que pueda prepararse en casa, a partir del árbol Nim.

Ramón Cepeda Palacios, coordinador de este grupo de maestros y alumnos de la Universidad Autónoma de Baja California Sur (UABCS), señaló que el objetivo final es elaborar un producto que pueda evitar la picadura del mosco transmisor del dengue o chikungunya.

Señaló que actualmente existen cientos de fórmulas en Internet que utilizan ingredientes caseros como el clavo, el ajo, el tabaco, entre otros.

En la UABCS, dijo, los científicos aprovecharon un recurso local: el árbol de Nim, que es muy abundante en áreas verdes, jardines y camellones en la entidad.

A partir de las flores y frutos de este árbol, Cepeda Palacios asegura que se puede preparar, de manera muy sencilla, un repelente en forma de loción contra los insectos mencionados.

Además, dijo, la floración del árbol de Nim coincide con el inicio de la mayor proliferación del mosco, es decir en junio, y los frutos alcanzan la madurez a mediados de agosto y septiembre, que coincide con la temporada de lluvias.

Durante la temporada de lluvias, dijo, es cuando se da una mayor frecuencia de picaduras y de reproducción de las hembras adultas.

Cepeda Palacios indicó que los aceites y principios activos se encuentran concentrados en la semilla del Nim, que ya madura presenta una coloración amarilla.

Durante el mes de agosto, toda la familia puede ayudar en la recolección de semillas, secarlas al sol y conservarlas en lugares frescos.

Para preparar un cuarto de litro de solución repelente, el investigador informó que se requieren 20 gramos de semilla de Nim deshuesada (unas 100 semillas de Nim), 250 mililitros de alcohol de 70 por ciento y un frasco de 350 ml de boca ancha.

El proceso, apuntó, consiste en triturar las semillas en un molcajete o en la licuadora. Después se vierte lo molido en el frasco, se mezcla con alcohol y se agita cada 3 horas por un día para hacer un macerado.

Se deja en reposo medio día más para que se separen los principios activos del Nim y la parte líquida se pasa a un atomizador o simplemente a otro frasco limpio. La loción se puede usar desde el siguiente día a su elaboración.

Recomendó aplicar la loción cada 3 ó 4 horas, especialmente sobre piernas, brazos y cuello. Un frasco de 250 ml rinde para una semana de aplicación para una familia pequeña. Éste repelente dura en buen estado hasta 10 meses sin problema dentro del frasco.

Para medir su efectividad, se realizó una prueba doble ciego, en un área infestada con mosquitos, en la cual participaron 6 voluntarios.

Señaló que esta herramienta del método científico se utiliza para prevenir que los resultados de una investigación puedan estar influidos por el efecto placebo o por el sesgo del investigador.

En los resultados, se observó que los ataques de picaduras de varias especies fueron de 80 por ciento en una solución sin Nim y de 20 por ciento usando la loción con Nim, demostrando gran efectividad.

El catedrático de la UABCS señaló que aún está pendiente evaluar el repelente específicamente contra el mosquito transmisor del dengue, lo cual tienen previsto realizar en los próximos meses.