Cómo evitar ponerse en evidencia en una entrevista de trabajo

Enfrentarse a una entrevista de trabajo no es fácil, pues los empleadores van a mirar mucho más allá de lo que hay en el currículo del entrevistado, y muchas veces la elección final nace de los pequeños detalles.

Por esta razón, es necesario evitar ciertas palabras o frases que pueden ser determinantes, por lo que frente a esta situación es fácil recomendar siempre ser uno mismo.

WePow, empresa de tecnología enfocada a la innovación de los procesos de atracción de talento, proporciona algunos ejemplos de frases que se deberán evitar decirle al reclutador.

Uno de ellos es que el candidato pregunte a qué se dedica la empresa, pues es como decirle al empleador que no se interesó por investigar previamente a la compañía a la que se pretende entrar a trabajar.

A través de un video, sugiere también evitar el drama, que por lo regular se da al decir que en el antiguo empleo el jefe era de lo peor. Ante ello, lo mejor que se puede comunicar en una entrevista es lo mucho que el candidato puede conseguir en equipo con otras personas.

"No tengo debilidades" y "soy un profesionista", son dos frases que nunca se deberán hacer saber; es mejor ponerlo en acción y hablar de cómo se lucha para salir de la mediocridad. El mismo mensaje, pero con diferente resultado.

WePow recomienda estar siempre concentrado en cada una de las etapas de la entrevista para que no se cometa el error de preguntar cuándo será la siguiente etapa del proceso. A veces hay cosas que están fuera de control del reclutador y que le pueden molestar.