Científicos descubren sustancias benéficas del agave para los huesos

Un grupo de científicos del Instituto Politécnico Nacional (IPN) identificaron sustancias llamadas fructanos en la variedad azul del agave tequilina Weber, los cuales ayudarían a combatir la osteoporosis.

Estos elementos mejoran la absorción del calcio y el magnesio, minerales esenciales para la salud ósea, dijo la científica del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) del Politécnico, Mercedes G. López Pérez, en un comunicado.

Con el uso de roedores, los investigadores comprobaron que el consumo de fructanos y la flora intestinal adecuada ayudan a generar nueva masa ósea a pesar de tener osteoporosis.

"Lo que hicimos fue quitarle los ovarios a ratones hembras para generar osteoporosis, una vez que se tiene este problema les dimos fructanos de agave y a las ocho semanas tomamos muestras de fémur para medir la absorción de minerales", indicó la especialista.

Dijo que además se evaluó la presencia de una proteína llamada osteocalcina, que marca la generación de hueso nuevo, por lo que se pudo observar que los ratones que consumieron fructanos sintetizaron casi un 50 por ciento más de esta proteína.

López Pérez explicó que los fructanos llegan al intestino grueso intactos y al interaccionar con la microbiota que habita en este órgano se convierten en ácidos grasos de cadena corta.

"Éstos van a atrapar a los minerales disponibles en el tracto y a ayudar a transportarlos a través de las células, lo que significa que tenemos una segunda oportunidad de aprovechar los nutrientes que ya no estaban disponibles para el organismo", abundó.

Los resultados obtenidos abren la posibilidad de generar una alternativa que ayude en el tratamiento de la osteoporosis, por lo que la investigadora espera obtener una patente a nivel nacional y realizar estudios clínicos que lo comprueben.

La científica aclaró que el buen funcionamiento de los fructanos depende de la buena salud de la flora intestinal en las personas.

La osteoporosis es una enfermedad caracterizada por la disminución de la densidad y fragilidad ósea, la cual provoca fracturas de los huesos.

De acuerdo con las últimas estadísticas de la Fundación Internacional de la Osteoporosis, este mal afecta a 200 millones de mujeres en el mundo y una de cada cinco fracturas en adultos mayores de 50 años se relaciona con este padecimiento.