Nuevo primer ministro de Australia promete una economía dinámica

El nuevo primer ministro de Australia, Malcolm Turnbull, prometió hoy impulsar una economía dinámica en el país y defendió su postura sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo, así como su política para enfrentar el cambio climático.

Turnbull fue investido como primer ministro la mañana de este martes en la Casa de Gobierno en Canberra, un día después de haber arrebatado el cargo al conservador Tony Abbott en una votación interna del Partido Liberal de Australia que lo favoreció 54 a 44.

Después de prestar juramento, Turnbull acudió a la sede del Parlamento para enfrentar su primer turno de preguntas como primer ministro y allí comenzó por alabar como un "gran australiano" a Abbott, quien había estado recibiendo fuertes críticas por su política económica.

Aseguró que Australia tiene una enorme deuda de gratitud por el liderazgo y años de servicio de Abbott, y destacó entre otros los acuerdos de libre comercio logrados durante su gobierno como un ejemplo de su éxito.

El también exabogado subrayó además las políticas de protección de la frontera conducidas por su antecesor y que permitieron dar abrigo a 12 mil refugiados sirios e iraquíes.

Abbott admitió horas antes haber sido derrotado como primer ministro luego de poco menos de dos años en el cargo, pero no se presentó a la sesión de preguntas de Turnbull.

El nuevo jefe de gobierno admitió que la economía del país está desacelerándose, por lo que prometió conducirla con mayor dinamismo y agilidad para que Australia mantenga altos salarios y una política generosa de bienestar social.

Turnbull defendió su posición sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo y se comprometió a que los australianos se pronuncien al respecto a través del voto popular, que es "la mejor manera, legítima y democrática, de resolver el asunto".

Sobre la política contra el cambio climático, el nuevo líder indicó que hay muchos medios de reducir las emisiones, "algunos más complejos que otros, algunos más caros que otros", pero refrendó su ambiciosa meta para dejar atrás el carbón y recurrir a energías renovables.

El primer ministro pasará los próximos días trabajando en la formación de su gabinete, el cual podría ser anunciado la siguiente semana, de acuerdo con reportes de la cadena australiana de noticias ABC.