"Encuentros después de la medianoche" se exhibe en Talento Emergente

A partir de hoy la Cineteca Nacional programa funciones de la ópera prima del crítico de cine Yann Gonzalez, "Encuentros después de la media noche", como parte de la primera edición del ciclo Talento Emergente.

Premiada como mejor película en Milán y Atenas, la producción francesa es un interesante experimento de teatralidad y surrealismo, con un despliegue de espacios artificiales anclados en la fantasía que enmarcan meditaciones sobre el sexo, el amor, los sueños y la muerte.

De acuerdo con información difundida por la Cineteca, la historia se suscita en una fría noche, cuando una joven y atractiva pareja se prepara para ser anfitriona en su departamento de una orgía, acompañados por su mayordomo travesti.

Poco a poco, acuden a la cita los peculiares invitados: "La Pu...", "El Semental", "El Adolescente" y "La Estrella". Mientras la noche avanza, la melancolía se sobrepone al erotismo cuando cada asistente desentrañe su historia, traumas, sueños y emociones.

Los invitados se nombran de acuerdo a clichés sexuales que finalmente se prestan a hacer un análisis sobre la condición humana, toda vez que los personajes se pueden interpretar como un instinto presente en todas las personas.

El filme evade la pornografía, enfocándose en temas como la relación entre la edad y placer, el miedo a perder la juventud y el final de un romance que se resiste a morir.

Yann Gonzalez se decide por una puesta en escena marcadamente teatral para develar el carácter y el pasado de sus personajes, interpretados por un elenco encabezado por Kate Moran y Niels Schneider, actor fetiche de directores como Xavier Dolan y Héléna Klotz. También cuenta con el debut actoral de Alain-Fabien Delon, hijo Alain Delon, en el papel de "El Adolescente".

La estética del filme se complementa con música compuesta por la agrupación francesa de música electrónica M83 (banda a la que perteneció el director).

A decir de Gonzalez, "Encuentros después de la medianoche" es "el resultado de una mezcla improbable: la estética de un video musical de los 80, pero también de pinturas de la Edad Media, la literatura de los años 20 y un romanticismo absoluto".

Entre los reconocimientos obtenidos por esta cinta están el premio Atenea de Oro en el Festival Internacional de Cine de Atenas, el galardón a Mejor Película en el Festival de Cine de Milán y las nominaciones a la Cámara de Oro y la Palma Queer en el Festival de Cannes en 2013.