Temen sea politizado proceso de beatificación del arzobispo Romero

La Iglesia católica de El Salvador advirtió que el proceso de beatificación del arzobispo Oscar Arnulfo Romero podría ser politizado debido a que el país está inmerso en campaña de cara a las elecciones presidenciales de febrero de 2014.

Monseñor Jesús Delgado, promotor de la causa de Romero, se mostró optimista por la decisión del Papa Francisco de acelerar el proceso de beatificación del mártir Romero, sin embargo manifestó que cualquier avance sobre el mismo debería ser después de los comicios.

"Hasta los que no lo quieren hoy dicen que sí y si la noticia cae como un bólido en medio de la campaña que ya estamos, puede ser manipulada", sentenció Delgado a la prensa local.

El sacerdote expresó que el pontífice no se ha pronunciado de manera directa sobre el tema y eso es bueno "porque eso indica que el Papa está pensando muy bien las cosas y no las quiere hacer a la ligera", agregó.

El Papa mostró su deseo de acelerar la canonización de Romero en la ceremonia donde asumió su cargo en el Vaticano en marzo pasado, tras saludar a la primera dama salvadoreña Vanda Pignato.

El Vaticano anunció también el lunes pasado que se desbloqueó el proceso de beatificación de Romero, asesinado en marzo de 1980 por un francotirador de la derecha, cuando oficiaba una misa en una capilla de hospital para personas con cáncer al noreste de esta capital.

El presidente salvadoreño Mauricio Funes viajará al Vaticano en mayo próximo para reunirse con el Papa y agradecerles su gesto e interés en acelerar la beatificación de Romero.

Romero fue la "voz de los sin voz", de los pobres de este país y defendía los derechos humanos de manera férrea a los más vulnerables de este país que en la década de años 70 y 80 eran perseguidos por las fuerzas del orden.