Concluirán 550 viviendas en zona indígena de Durango

El delegado de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), Abraham Moreno García, dijo para este año esperan concluir 550 viviendas en la zona indígena del Mezquital, con una inversión de 77 millones de pesos.

En entrevista para Notimex, el funcionario federal explicó que estas viviendas se construyen con el ejercicio presupuestal de 2014 y 2015, en coordinación con la Secretaría de Desarrollo Territorial y Urbano (Sedatu) quien tiene la representación del Fondo Nacional de Habitaciones Populares (Fonhapo).

Puntualizó que cada una de esas viviendas tiene un valor de 140 mil pesos, y que los beneficiarios tienen que dar la madera que se necesita para la construcción de las mismas.

Explicó que están por concluir 300 viviendas del ejercicio 2014, en comunidades como Guajolota, Santa María de Ocotán, San Bernardino de Milpillas, La cumbre, Las Flores, Potreros y Charcos, todas ellas en el municipio de El Mezquital.

Agregó que para este año se autorizaron 250 casas más, beneficiando a de 10 comunidades del Mezquital.

"Es notorio que este nuevo esquema, con las instrucciones que ha dado el gobierno federal, se busca dar vivienda más apropiada a las familias indígenas respetando las necesidades propias de la región", comentó.

Expuso que estas viviendas tienen adecuaciones apropiadas para resistir cambios de clima, un techo para altas precipitaciones, incluso para la presencia de nieve, incorporación de chimenea para la integración de la necesidad de calor durante la época de invierno.

Además están construidas en los espacios propios, y no en conjunto, porque su cultura y costumbres exigen durante ciertos momentos tener aislamientos.

"Hemos cuidado mucho que estén al alcance de los servicios, para que finalmente todo el parque habitacional que están realizados puede estar conectado al agua potable y al alcantarillado y a la energía eléctrica", agregó.

Dijo que la asignación de estas viviendas se da por consenso en la misma comunidad pues se les otorgan a las familias que realmente necesitan el espacio, como son las que tienen adultos mayores, o una buena cantidad de hijos, así como mujeres.