Expertos proponen alternativas ante fracaso de guerra contra drogas

La guerra contra el narcotráfico fracasó a nivel mundial y es necesario generar nuevos enfoques y articular esfuerzos con miras a la sesión especial que Naciones Unidas realizará en 2016 en Nueva York, coincidieron hoy aquí expertos.

"Hablamos de un paradigma fracasado a lo largo de 50 años, fracaso que no ha implicado ningún cambio en el discurso estigmatizador, discriminador y punitivista", afirmó Horacio Verbitsky, presidente del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), una de las organizaciones de derechos humanos más importantes de Argentina.

El CELS, la Universidad Torcuato di Tella y el Banco de Desarrollo de América Latina organizaron el seminario "Drogas: de la prohibición a la regulación", que culminará este martes y en el que participan especialistas argentinos y extranjeros.

En la primera mesa, titulada "El fracaso de la guerra contra las drogas", Verbitsky y Juan Gabriel Tokatlian, sociólogo y experto en política internacional, detallaron el germen de las políticas que impulsó Richard Nixon y que planteaban el fin de la producción, tráfico y consumo de drogas.

"La satanización de las sustancias fue acompañada de una terminología con connotaciones bélicas, como que las drogas son un 'flagelo', ¿quién define eso? Flagelo es la represión que se realiza con el pretexto de combatir al narcotráfico", afirmó el presidente del CELS.

"Queremos reflexionar y debatir, porque las consecuencias de la guerra contra las drogas son más nocivas que el consumo de las mismas, planteamos pasar de la represión a nuevas formas de regulación", explicó.

Además, dijo, el supuesto combate a las drogas ha generado permanentes violaciones de derechos humanos que se reflejan, por ejemplo, en el encarcelamiento masivo de mujeres vulnerables por delitos menores vinculados al narco en América Latina, o de hombres jóvenes por posesión mínima de sustancias prohibidas.

Tokatlian, en tanto, advirtió: "Vamos hacia una transformación paulatina de algunas reglas del derecho existente en materia de drogas", pese a que el prohibicionismo sigue siendo global.

"El debate latinoamericano sobre las drogas es el más intenso, rico y propositivo, combina la fatiga de los ciudadanos y la frustración de las autoridades, tenemos cada vez más evidencias del fracaso de esta guerra", señaló.

El director del Departamento de Ciencia Política y Estudios Internacionales de la Universidad Torcuato di Tella precisó que no se puede sostener más un combate de esta magnitud cuando apenas el 0.36 por ciento de la población mundial padece un consumo problemático de drogas.

A lo largo de dos jornadas, diversas personalidades debatirán sobre las políticas de drogas en la escena internacional y en los derechos humanos, las políticas criminales y de seguridad en relación con el narcotráfico, así como abordajes alternativos y nuevos enfoques en torno a esta problemática.

En el seminario participan Robert Husbands, asesor de la Oficina del Alto Comisionado de ONU para los Derechos Humanos; José Guevara, director de la Comisión Mexicana para la Defensa y Promoción de los Derechos Humanos; y Coletta Youngers, investigadora de la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos.

Entre los invitados se encuentran Juan Garzón Vergara, investigador del Wilson Center, de Estados Unidos; Julio Calzada, extitular de la Junta Nacional de Drogas de Uruguay, y su sucesor Milton Romani, y Julieta Lembruger, coordinadora del Centro de Estudios de Seguridad y Ciudadanía, de Brasil.

El encuentro se enmarca en las discusiones que mantienen diversas organizaciones rumbo a la Sesión Especial de la Asamblea General de Naciones Unidas realizará en abril próximo en Nueva York, para debatir nuevas políticas en materia de drogas.