Burundi aplaza elecciones presidenciales tras protestas

Las elecciones legislativas y presidenciales de Burundi fueron aplazadas para el 29 de junio y 15 de julio, respectivamente, ante la crisis política que atraviesa el país tras la decisión del presidente de presentarse a un tercer mandato.

De acuerdo con un decreto presidencial emitido este miércoles, las elecciones presidenciales fueron retrasadas del 16 de junio al 15 de julio, las parlamentarias para el 29 de junio y las senatoriales para el 24 de julio, informó un vocero de la presidencia.

"La campaña electoral para la elección presidencial se llevará a cabo del 25 de junio al 12 de julio, pero será suspendida del 27 al 29 junio para no coincidir con el periodo de reflexión de las legislativas, así como el 1 de julio (Día de la Independencia)", según el decreto.

Burundi aceptó las recomendaciones de la Comisión Electoral del país y de los líderes de la Comunidad de África Oriental de posponer los comicios para garantizar la seguridad durante las votaciones, según la cadena Al Yazira.

Una cumbre sobre la crisis de Burundi, que reunió a los líderes de África oriental en Dar-es-Salaam (Tanzania) el pasado 31 de mayo, instó al presidente Pierre Nkurunziza retrasar los comicios, al considerar que el país no está preparado para celebrarlos en medio del actual caos.

Burundi atraviesa una crisis política desde el pasado 25 de abril, cuando Nkurunziza anunció su intención de presentarse a un tercer mandato, provocando una oleada de protestas, que han dejado al menos 30 muertos y cientos de heridos.

Los manifestantes consideran que un tercer periodo presidencial del actual presidente es anticonstitucional y contrario a los acuerdos de paz de Arusha, que pusieron fin a la guerra civil de Burundi (1993-2006).

La decisión del mandatario de aspirar a un tercer periodo presidencial de cinco años ha originado protestas de la población, que argumenta que la Constitución burundesa limita a dos el número de mandatos, que según el texto debe ser elegido por sufragio universal directo.

Sin embargo, el partido gobernante de Burundi considera que Nkurunziza puede postularse una vez más porque la primera vez que fue nombrado presidente, en 2005, fue elegido por el Parlamento, es decir por sufragio indirecto.

En las últimas semanas, cerca de 100 mil personas han huido de Burundi por temor a la represión política y han buscado refugio en Ruanda, Tanzania y la República Democrática del Congo (RDC), según datos del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).