Demandan capacitación de médicos en enfermedades emergentes

Los médicos deben capacitarse sobre enfermedades emergentes como la fiebre chikungunya con el fin de poder realizar un buen diagnóstico, afirmó el director General adjunto del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE), José Alberto Díaz Quiñonez.

México está preparado desde el punto de vista del laboratorio en la identificación, circulación e ingreso al país de los virus que provocan enfermedades como la fiebre chikungunya, el cólera y la influenza, entre otras, señaló el funcionario en entrevista.

Díaz Quiñonez señaló que es importante prevenir y controlar enfermedades como el dengue y el chikungunya porque no hay en el mundo un tratamiento, ni vacuna, por lo que también deben usarse medidas como el uso de mosquiteros, la eliminación de cacharros y evitar criaderos.

En la conferencia "Enfermedades infecciosas emergentes y reemergentes" expuso que debido a que el mosquito Aedes aegypti es el mismo vector que transmite el dengue y la fiebre chikungunya, en algunos casos se presenta una coinfección, además, previó que el chikungunya llegará a zonas del país donde hay dengue.

Comentó que con excepción del Distrito Federal y Tlaxcala, que se encuentran a una altura mayor de los dos mil 100 metros y tienen menos probabilidad de tener mosquitos transmisores, el resto del país sería más susceptible de padecer dengue y la fiebre chikungunya.

Durante su participación en el séptimo Simposio Internacional de Bioseguridad y Biocustodia, efectuado en el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), Díaz Quiñonez indicó que gracias al trabajo de laboratorio se afinó más la detección del chikungunya en América.

De acuerdo con cifras de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), con fecha de corte al 5 de junio, México confirmó mil 218 casos, de los cuales solo nueve corresponden a los casos importados sin ningún deceso.

Mientras que el total de casos reportados en América ascienden a 10 mil 512 casos, de los cuales 620 son importados y 47 defunciones.