Sharápova viene de atrás para consagrarse en WTA Premier de Roma

La tenista rusa María Sharápova capturó por tercera vez el trofeo del WTA Premier de Roma luego de escapar de un inicio tormentoso y salir avante por parciales de 4-6, 7-5 y 6-1 ante la española Carla Suárez Navarro.

"Masha" peleó por 2:36 horas sobre la arcilla del Foro Itálico antes de acabar con la "canaria", quien venía muy inspirada por sus tres victorias seguidas sobre jugadoras Top 10: la canadiense Eugenie Bouchard, la checa Petra Kvitová y la rumana Simona Halep.

Pero la ex líder del circuito también llegó con su propio aliciente, ya que por la combinación de resultados que se dio la víspera, se aseguró retornar a la segunda plaza del escalafón internacional.

Y aunque la ibérica comenzó con el pie derecho en este duelo decisivo, la experiencia de la siberiana pudo más y terminó por levantar la copa que ya había conquistado en 2011 y 2012, por lo cual se colocó a dos de emular el récord histórico impuesto por la estadunidense Chris Evert.

Cada una de las protagonistas dispuso de 14 oportunidades de quiebre, Sharapova concretó ocho de ellas a cambio de seis que pudo canjear Suárez; sin embargo, la diferencia radicó en que la rusa consumó tres en la manga definitiva.

La nacida en Las Palmas volvió a ser víctima de los nervios en las finales, fase en la que ostenta una amarga marca de 1-8 y para muestra de ello, en esta final cometió 44 errores no forzados y apenas 12 golpes ganadores.

En contraste, "Masha" se apuntó 53 pifias, las cuales disimuló con sus 39 "winners", además de que la parte psicológica jamás se vio afectada pese a ceder el set inicial y a fracasar en su intento de nivelar el tanteador cuando sacó 5-3.

Con la furia que la distingue cuando retoma su confianza, Maria se adjudicó los últimos seis "games" para quedarse con la corona y alzar la mano como firme candidata para volver a ser monarca en Roland Garros.