Héctor Bonilla despedirá al Teatro Arlequín con "Almacenados"

Luego de más de seis décadas de existencia, el Teatro Arlequín cerrará sus puertas cuando termine la temporada de la puesta en escena "Almacenados", que se estrenará el viernes con las actuaciones de Héctor Bonilla y su hijo Sergio, bajo la dirección de Fernando, su otro vástago.

"Es muy conmovedor ver este espacio con las butacas de 1950 y nosotros tenemos el honor de despedirlo", dijo ante los medios Héctor Bonilla, luego de ofrecer una presentación la noche de este lunes.

Sergio Bonilla señaló a su vez que "van varias temporadas y reestrenos, pero es un placer la combinación que se gesta aquí, con mi hermano en la dirección y mi padre en el escenario, es un gusto porque los tres somos muy necios pero también es muy placentero".

La puesta en escena cuenta la historia de un encargado de almacén a punto de jubilarse que se encuentra con su joven reemplazo y una verdad inminente, lo que pone de manifiesto una metáfora que puede aplicarse a la realidad actual, tal y como lo destacó el primer actor.

"Este hombre cumple con su deber cada día y de pronto llega este joven y se da cuenta de que no hay nada aquí, pero el viejo se niega, es como un poco hacernos tarugos, es como lo que pasa en el país y queda la interrogante de que si este joven va a rebelarse contra ese sistema o seguir igual", agregó.

La obra de teatro cuenta con la producción de Gabriel Zapata y se presentará durante el mes de mayo, junto a las puestas en escena "Masiosare un extraño enemigo", de Fernando Bonilla, y "Menoclownsia", de Valentina Sierra, que también concluirán con el cierre del Teatro Arlequín.