Advierten riesgo de muerte por hipertensión arterial pulmonar

En México se estima que unas cinco mil personas padecen hipertensión arterial pulmonar (HAP), pero sólo mil de ellas están diagnosticadas y muy pocas reciben tratamiento completo.

Tomás Pulido, jefe del departamento de Cardioneumología del Instituto Nacional de Cardiología "Ignacio Chávez", explicó que la hipertensión pulmonar daña a los pulmones y el corazón, y se caracteriza por la elevación en la presión de las arterias pulmonares.

De no tratarse a tiempo, los pacientes pueden morir en un período de dos años, y debido a que causa dificultad para respirar, quienes la padecen ven disminuida considerablemente su actividad física y por lo tanto, su calidad de vida.

"Con el diagnóstico temprano se puede determinar si es hipertensión pulmonar tromboembólica crónica, la cual puede solucionarse con un cateterismo para eliminar los trombos, mientras que la hipertensión pulmonar (sola) requiere de terapia con fármacos de por vida", subrayó.

Durante el taller para periodistas "Hipertensión y tromboembolia crónica pulmonar", expertos en el tema señalaron que en el mundo casi 25 millones de personas padecen ese enfermedad, la cual es crónico degenerativa.

Rodolfo Barragán, asesor de la Subdirección de Área de la Dirección General de Calidad y Educación en Salud de la Secretaría de Salud, destacó que un avance importante en la atención a esa enfermedad fue su inclusión en el Seguro Popular, pero aún hace falta que se acepte la tromboembolia pulmonar para evitar que evolucione a hipertensión pulmonar.

Al respecto, Martha Arenas, presidenta de la Asociación Mexicana de Hipertensión Arterial Pulmonar, pidió que se agilice la liberación de recursos del fondo catastrófico del Seguro Popular para que los pacientes con esa enfermedad puedan tener acceso a los medicamentos.

En el marco del Día Mundial de la Hipertensión Pulmonar, que se conmemora el 5 de mayo, indicó que el tratamiento es costoso, y en ocasiones se requiere de más de un fármaco conforme progresa la enfermedad, que muchas veces se confunde con asma.

La HAP es considerada una enfermedad rara o "huérfana" porque tiene una incidencia de 40 personas por cada millón, es más frecuente en mujeres y en personas entre 40 y 60 años de edad.

Puede ser causada por enfermedades congénitas del corazón, padecimientos y coágulos sanguíneos en los pulmones, y está asociada a algunos medicamentos para bajar de peso, como las anfetaminas.