Educación financiera, uno de los mejores regalos para los niños

La educación financiera es uno de los mejores regalos que se puede dar a los niños, ya que les dará muchos beneficios cuando sean adultos, aseguró el director de Retención de Principal Financial Group, Alan Gómez.

Ante la proximidad del Día del Niño, comentó que hoy en día es necesario enseñar a los niños la importancia del valor del dinero y su buen uso.

En un reporte, expuso que los niños aprenden imitando, la manera en que actúe un adulto, ya sean los papás o familiares cercanos influye en gran medida en las acciones de los infantes y esto aplica para temas financieros.

Por ello, sugirió hacerles notar a los pequeños la importancia del ahorro en su vidas para poder acceder a cosas materiales, como comprar el juguete de moda, los boletos para un concierto o más adelante para cumplir sus metas profesionales.

"La mejor manera de que ellos imiten el hábito del ahorro es que tú junto con tus hijos se pongan una meta de ahorro para un fin común y ambos contribuyan", dijo el especialista.

Asimismo, recomendó trazar metas junto con los pequeños y en este sentido, sugirió enseñar al pequeño a plantearse un objetivo, lo cual se puede hacer por medio de tres factores: ¿qué quiere?, ¿de dónde obtendrá el recurso necesario? y ¿en cuánto tiempo lo obtendrá?, de esta forma será más fácil motivarlo.

Añadió que una manera en la que los niños obtienen el dinero es con su "domingo", pero también una buena forma de obtener recursos extras para lograr su objetivo es apoyando en las labores del hogar que pudieran ser remuneradas, -como regar las plantas, lavar los platos, sacar la basura, recoger su cuarto.

Anima a tu hijo a lavar el coche los domingos durante seis meses, esto implicará que obtendrá un recurso adicional para poder cumplir con esa meta, y al mismo tiempo aprenderá el valor del dinero y lo que le costó alcanzarla, resaltó.

Otro ejemplo, abundó, puede ser que lleven lunch a la escuela y así evitar el gasto en la tiendita de la escuela.

El primer paso para que los niños ahorren de forma divertida es tener una alcancía y ver cómo va creciendo, el destinar 50 por ciento de su "domingo" es una buena forma de que puedan conseguir sus metas más rápido (juguetes o videojuegos).

El directivo menciona que si el pequeño logrará llenar su alcancía por completo, el siguiente paso sería llevarlos a abrir una cuenta de ahorro, mostrándole cada mes su estado de cuenta, lo cual les ayudará a entender cómo su dinero aumenta.

Asimismo, sugirió a los papás ayudar al infante a fijarse nuevas metas de ahorro para que haga crecer su cuenta, tal vez las primeras metas sean para diversión, pero conforme pasen los años podrá fijarse otras, como sus estudios profesionales, viajes o su primer coche.

"Enseñarles a ahorrar desde pequeños es una de las mejores herencias que les puedes dejar. La disciplina, constancia y el buen ejemplo de los adultos será determinante para que ellos crezcan con una cultura financiera que les ayudará en su futuro", concluyó.