Casos de dengue suman 115 en Nuevo León en lo que va del año

Los casos de dengue en Nuevo León, en lo que va del año, suman 115, todos del tipo clásico, informó la Secretaría de Salud en entidad (SSNL).

Hasta la semana epidemiológica 15 del año en curso, la dependencia estatal ha realizado mil 457 muestras en pacientes, sin que se confirme algún enfermo con dengue hemorrágico.

Ante esto, indicó, se insiste a la población a colaborar en el combate del dengue y eliminar los cacharros del patio y techo, además de los depósitos que puedan acumular agua.

El dengue es una enfermedad aguda de origen viral, transmitida por la picadura de un mosquito del género Aedes Aegypti, que se caracteriza por un síndrome febril, recordó.

Explicó que el mosquito transmisor del dengue busca agua para reproducirse por eso hay que lavar, tapar, voltear o tirar todos los depósitos que puedan acumular agua.

Al realizar estas actividades se evita que la hembra deposite en recipientes con agua los huevecillos que se convierten en moscos transmisores del dengue, añadió.

Para evitar criaderos del Aedes Aegypti, recomendó lavar con jabón, cloro y cepillo tambos, tinacos, cubetas, floreros y todo recipiente acumulador de agua, tapar todos los depósitos que almacenen agua, voltear botellas, tinas y todo recipiente que pueda acumular líquido y tirar objetos en desuso y puedan acumular agua.

La SSNL citó que los síntomas del dengue clásico son fiebre alta, dolores de cabeza, de músculos, de articulaciones y de ojos.

Respecto al dengue hemorrágico, el más grave, además de los síntomas anteriores presenta también sangrado de encías y de nariz, aparición de moretones y erupciones en la piel.

También trae consigo sangrados en el tubo digestivo alto o bajo, en la orina y transvaginal.

"No existen medicamentos ni vacunas en el tratamiento del dengue, por lo que se debe mantener al enfermo cómodo, con medicamentos para la fiebre y el dolor de cuerpo, así como abundantes líquidos", subrayó la dependencia estatal.

Por ello, es importante no automedicarse, en especial no ingerir Ibuprofeno o Aspirinas para tratar la fiebre y el dolor.

En caso de aparecer signos de alarma (como sangrado por cualquier parte, vómito incontrolable, dolor abdominal, cambios en el estado de la conciencia, piel fría o cianosis) es necesario acudir de inmediato al médico.

Lo anterior, porque la enfermedad puede evolucionar a un dengue hemorrágico y a un estado de "shock" que puede llevar a la muerte si no se trata adecuadamente, advirtió.