Industria mexicana inicia 2015 con avance moderado

La Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) señaló que la industria mexicana inició 2015 con un ritmo de avance moderado pero ascendente, aunque anticipó que cerrará el año con un crecimiento menor a lo previsto.

En su reporte mensual "Radiografía de la economía y la industria nacional", refirió que en enero pasado, la actividad industrial cerró con un aumento en su producción de sólo 0.8 por ciento respecto a igual mes de 2014 y repuntó a 1.6 por ciento en febrero pasado.

"Sin embargo, la dinámica de su avance sigue por debajo de sus potencialidades, lo que anticipa que cerraremos 2015 con un crecimiento menor al previsto originalmente", añadió al explicar que esto se debe a que la industria mexicana se mueve a tres velocidades.

Indicó que la primera y más dinámica corresponde al sector manufacturero cuya producción cerró febrero con un incremento de 4.0 por ciento, cifra equivalente a más del doble de la reportada por la industria en su conjunto.

Ello, añadió, gracias a la tracción proveniente de los sectores exportadores, entre los que destaca el automotriz cuyos reportes apuntan hacia el registro de un año histórico en materia de producción y exportaciones.

Apuntó que también la industria generadora de electricidad, suministro de agua y gas por ductos al consumidor final avanza a un ritmo favorable, tras cerrar febrero con un incremento de 3.8 por ciento.

El organismo industrial mencionó que el segundo grupo se caracteriza por la pérdida de dinamismo, como se aprecia en la industria de la construcción.

Expuso que el ritmo de avance reportado entre octubre de 2014 y enero de 2015, de entre 4.9 y 6.8 por ciento, se transformó en un crecimiento de apenas 1.1 por ciento en febrero pasado, y esta pérdida de dinamismo anticipa tiempos difíciles para el sector y su cadena de proveeduría.

Refirió que el tercer grupo presenta un comportamiento marcado por el retroceso en sus niveles de actividad, pues la industria minera cerró febrero con una producción 3.8 por ciento menor a la registrada en el mismo periodo del año anterior, acumulando 12 meses consecutivos a la baja.

"Este comportamiento desigual al interior de la actividad industrial refleja lo que sucede en la economía mexicana", de acuerdo con la Concamin.

Expuso que los sectores cuyos productos se han posicionado sólidamente en los mercados externo e interno, avanzan a un ritmo favorable y en forma estable, lo mismo que las actividades que forman parte de su cadena de valor, como proveedores directos o indirectos.

Por su parte, agregó, las actividades que dependen de la demanda interna pero enfrentan una dura competencia con productos extranjeros, cuyos precios que se fijan en el mercado externo (hidrocarburos) o cuyas ventas responden a la percepción o poder de compra del consumidor nacional, no han podido acelerar consistentemente el paso.

Comentó que estas avanzan a un ritmo moderado e intermitente, o bien registran bajos niveles de actividad, retrocesos en sus cifras de producción y tienen dificultades para retomar el curso ascendente.

"Las dificultades presentes en el arranque del año, constituyen el mejor aliciente para definir las acciones a emprender para reactivar al mercado interno y fortalecer el patrimonio productivo construido por empresarios y trabajadores", subrayó.

Para la Concamin, una forma de hacerlo es activando la aplicación de la "Ley para Impulsar el Incremento Sostenido de la Productividad y la Competitividad de la Economía Nacional", aprobada hace seis meses.

Recordó que esta Ley indica que México merece y necesita una estrategia integral de promoción económica que apuntale los instrumentos vigentes de fomento, fortalezca la estructura productiva y ofrezca a las empresas micro, pequeñas y medianas, herramientas de apoyo, acompañamiento y orientación que les permitan sumarse a la tarea modernizadora.