Lamentan críticas oficialistas contra líder opositor en Venezuela

La exigencia del oficialismo al líder opositor Henrique Capriles de ocuparse de la seguridad es una muestra de la politización de este problema, aseguró hoy la diputada Dinorah Figuera.

En declaraciones a Notimex, Figuera recordó que "la rectoría en materia de seguridad la tiene el gobierno nacional", pero el oficialismo intentaría dar a entender que el problema se limita al estado Miranda (centro) por ser gobernado por Capriles.

"La rectoría en materia de seguridad, quien la tiene es el gobierno central, en consecuencia, esto me parece una gran manipulación de interés político en querer hacer responsable y proyectando la responsabilidad en la gobernación de Miranda", recalcó.

Figuera agregó que una muestra del fracaso del gobierno del presidente Nicolás Maduro en materia de seguridad, es el hecho de que en lo que va de año 47 policías han sido asesinados en todo el territorio venezolano para ser despojados de sus armas de reglamento.

"La delincuencia está mandando un mensaje al gobierno nacional, cuando ya no son solamente los ciudadanos de a pie los que son agredidos o asesinados, el mensaje deja en evidencia la minusvalía en la que se encuentran los policías", aseveró.

La jefa de la fracción parlamentaria del opositor partido Primero Justicia (PJ) agregó que, a pesar de las promesas del gobierno, en los últimos meses "lo que hemos visto es un aumento importante de la inseguridad a nivel nacional".

El oficialismo realizó la víspera una concentración para exigir a Capriles que activara un plan de seguridad en Miranda ante el auge delictivo, mientras se realizaba un debate en la cámara legislativa estatal al que el gobernador declinó asistir.

"Ahí se ve su negligencia y como deja morir a la policía de Miranda porque no asume su papel de máxima seguridad", señaló la presidenta del Consejo Estatal, la oficialista Aurora Morales, contra Capriles, el principal líder de la oposición venezolana.

Al respecto, Figuera sostuvo que el incremento sostenido de los índices de inseguridad durante los últimos 15 años es la muestra del fracaso del modelo "socialista" que generaría inequidad y el auge de la delincuencia a lo largo y ancho del territorio venezolano.