Trabajan para impulsar plantaciones de cacao

Con el objetivo de fortalecer la infraestructura de procesamiento de la palma de aceite e impulsar plantaciones de cacao con variedades resistentes y mejoradas en el sur sureste del país, la Sagarpa, el gobierno de Tabasco y agroindustriales conjuntaron esfuerzos mediante una alianza público-privada.

La Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), señaló lo anterior en una reunión de trabajo encabezada por el titular de la dependencia, Enrique Martínez y Martínez y el gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez.

Lo anterior, en el marco de la presentación de las iniciativas de la planta de extracción de aceite de palma y el rescate de la producción de cacao en la entidad.

En un comunicado, expuso que ambos proyectos son de alto impacto regional; el primero vincula a pequeños productores de palma de aceite -adicionalmente de las cuatro mil hectáreas establecidas y cinco mil en proceso por parte de los agroindustriales-.

En tanto que el segundo prevé la renovación de plantíos de cacao con variedades resistentes para sembrar mil 200 plantas por hectárea.

En ese sentido, el director general de zonas tropicales de la Sagarpa, Ignacio Lastra Marín, detalló que la plantación de variedades resistentes y mejoradas permitirá alcanzar mil kilos por hectárea de cacao, casi tres veces más de lo registrado en la actualidad.

Estas medidas, precisó, son parte de los compromisos establecidos por el Gobierno de la República, productores y agroempresarios en el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés), en el marco del desarrollo de diferentes ramas productivas en el país, como es el caso del cacao.

En su oportunidad, Martínez y Martínez afirmó que, con base en una nueva visión para la transformación del campo mexicano, resulta importante la participación de autoridades, productores y empresarios, para enfrentar los retos y desafíos del sector agroalimentario.

Señaló que se atenderá a los integrantes de los sistemas producto y a los representantes de las ramas productivas para compartir ideas y proyectos en beneficio del campo de Tabasco y del país, en un proceso donde se fortalecen las cadenas de valor agregado.

El titular de la Sagarpa apuntó que el campo de México está en paz y trabajando, y en esta dinámica Tabasco aporta mucho, dijo, mediante proyectos como el de la industrialización de la palma de aceite y el cacao.

En su oportunidad, el gobernador Arturo Núñez Jiménez resaltó la coordinación y trabajo entre el Gobierno Federal y empresarios para detonar el desarrollo del sector agroalimentario, con plantas de procesamiento de aceite y el rescate de la producción de cacao, producto emblemático del estado.