Daño ecológico de la Tierra surge antes de tiempo: científico

Los problemas ambientales como la pérdida de biodiversidad y el cambio climático debieron presentarse de manera natural en dos o tres millones de años, sin embargo se ocasionaron en solo 100 años, revela científico de la UNAM.

El secretario Académico del Instituto de Geología (IGL) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) Ricardo Barragán Manzo, asegura que el mundo está a tiempo de implementar alternativas que disminuyan este deterioro.

"El desafío radica en la sensibilización y educación, así como en la generación y desarrollo de programas de remediación impulsados por países económicamente fuertes", dijo en un comunicado a propósito del Día Internacional de la Madre Tierra, que se conmemora este 22 de abril.

El académico menciona que para la mayoría de los científicos las actividades humanas afectan el clima y se rebasó el punto de inflexión, por lo que el deterioro ambiental alcanzó su punto máximo y ya no hay marcha atrás.

"Como muchos otros expertos en el tema, creo que lo mejor que podríamos hacer es regular el impacto a futuro mediante la adopción de métodos de producción más amigables con el medio ambiente, como la adopción de energías renovables", indica.

El investigador pide generar acciones para reducir el ritmo del crecimiento poblacional y establecer programas de desarrollo urbano que impidan la destrucción de hábitats naturales, así como la reducción del empleo de fósforo y nitrógeno.

"Estos elementos son importantes para la actividad agrícola por el uso de fertilizantes, el problema es que los residuos de las áreas cultivadas eventualmente llegan a los océanos y dañan el ciclo del fitoplancton", explica.

Otras iniciativas que contribuirían a mitigar la contaminación ambiental serían programas como el cuidado del agua, el reciclaje, la prohibición del uso de químicos que desgasten la capa de ozono, detener la deforestación y regular la industria pesquera.

"Todos podríamos aportar ideas, algunas de ellas realizables. La ciencia trabaja para desarrollar acciones en ese sentido, algunas se han concretado de manera paulatina, como el uso de energías renovables", apunta.

Barragán Manzo resalta que la importancia de celebrar el Día Internacional de la Madre Tierra es generar conciencia sobre el cuidado de suelos, el agua y la atmósfera, donde se realiza la mayoría de los ciclos geobiológicos al interior del planeta.

"Si bien seguirán las temporadas de calor excesivo, de huracanes intensos y lluvias erráticas, no queremos llegar a extremos en los que empiecen a desaparecer las líneas de costa de México", alerta.