Berdych apunta a segunda corona de Masters 1000

El tenista checo Tomas Berdych consiguió su pase a las semifinales del Masters 1000 de Montecarlo, aunque apenas jugó 32 minutos, toda vez que su adversario, el canadiense Milos Raonic, se retiró por lesión.

Cuando el marcador estaba 5-2 en favor del sexto preclasificado, el norteamericano informó que no podía más, aquejado por la molestia en el pie derecho que la víspera también lo había orillado a solicitar asistencia médica.

"Estoy en semifinales, lo cual es positivo para mí. Por supuesto no es la forma con la cual quieres terminar el partido. Sólo puedo desearle una rápida recuperación, que esté de vuelta tan pronto como pueda y que las cosas vayan bien para él", señaló el checo después de su efímero paso por la cancha principal del Montecarlo Country Club.

El jugador, de 29 años de edad, ya sabe lo que es conquistar un certamen de esta índole, cuando hace una década sorprendió a todos en su primera participación en el Masters de París-Bercy y se llevó los máximos honores.

En lo que respecta a la arcilla del Principado, dos veces se quedó en la antesala del duelo por el título, en 2007 su paso fue frenado por el español Rafael Nadal y en 2012 por el serbio Novak Djokovic; este sábado tendrá la oportunidad de por fin catapultarse a la final cuando se mida al francés Gael Monfils, a quien lidera en la serie 5-1.

"Tuve una semana de entrenamiento fuerte y quiere decir que me preparé bien. Pero esto aún no acaba, todavía no estoy satisfecho con los resultados", advirtió Berdych, quien vive una gran campaña con registro de 26-6, prueba de que la mano de su nuevo entrenador, el venezolano Daniel Vallverdu, está dando frutos.