Trabaja China por prevenir epidemias en zonas devastadas por sismo

Mientras sigue la búsqueda de posibles sobrevivientes, las autoridades sanitarias de China intentan prevenir epidemias en las zonas afectadas por el terremoto en la provincia de Sichuan, que ha dejado al menos 193 muertos y más de mil 200 heridos.

"Debemos evitar mayores problemas de salud pública, especialmente epidemias graves en las áreas afectadas", dijo el jefe de salud de la provincia de Sichuan, Shen Ji, en conferencia de prensa.

Varios equipos médicos de especialistas contra epidemias se han desplazado a la comarca de Lushan, una de las más afectadas por el sismo de 7.0 grados en la escala de Richter que sacudió el sábado pasado a Sichuan, reportó el diario China Dayli.

El subdirector del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de Pekín, He Xiong, quien encabeza uno de los equipos, precisó que los esfuerzos se centrarán en especial en los albergues de campaña instalados para acoger a los desplazados por el terremoto.

Explicó que los expertos evaluarán los principales factores, incluido el suministro de agua potable, el estado de los alimentos, las condiciones sanitarias básicas y la presencia de insectos que puedan transmitir enfermedades.

A pesar de las lluvias y múltiples réplicas, los equipos de rescate continúan este martes sus labores en busca de más sobrevivientes, pues a tres días del terremoto han rescatado a 150 personas con vidas, entre ellas un hombre de 102 años de edad.

Los rescatistas llegados a la provincia de Sichuan trabajan a contrareloj para localizar posibles sobrevivientes, sin embargo las tareas se ven complicadas por las lluvias que aumentan las posibilidad de corrimientos de tierra.

Según la Agencia Meteorológica de China, un total de dos mil 360 réplicas, cuatro de ellas mayores a los 5.0 grados Richter, se han registrado en la región hasta las 16:00 horas locales del lunes (08:00 GMT).

De acuerdo con cifras del Ministerio de Asuntos Civiles, al menos 193 personas han muerto por el terremoto, 25 se encuentran desaparecidas, más de 12 mil 200 resultaron heridas y alrededor de 1.7 millones fueron afectadas.