Diputados analizarían ley sobre delitos en materia de hidrocarburos

La Cámara de Diputados analizaría y votaría en breve la minuta de la ley para prevenir y sancionar delitos cometidos en materia de hidrocarburos, que contemplaría castigar como delito grave la venta de litros de gasolina incompletos, señaló el legislador Arturo Escobar y Vega.

Con ello, aseguró, se acabaría con este ilícito y garantizaría su erradicación que a diario cometen las gasolineras contra la economía de consumidores, quienes al comprar el combustible se quedan con la duda de que no les dan la cantidad exacta y se enfrentan al robo que cometen este tipo de negocios.

El coordinador de la fracción parlamentaria del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) en la Cámara de Diputados aseguró que con la aprobación de una nueva normatividad, "se sancionaría a quien no proporcione la cantidad exacta derivada de la venta del producto y que sepa que está cometiendo un delito".

Luego de que los diputados aprueben que sean multados aquellos negocios que no suministren correctamente las gasolinas o el diesel que expenden a los consumidores, dijo, ahora la Secretaría de Economía y Profeco deberán garantizar la entrega de litros completos a consumidores y sancionar a quienes no proporcionen la cantidad exacta.

En entrevista, comentó que en 2014 la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) realizó mil 800 revisiones a gasolineras del país; de las cuales, en 70 por ciento de los casos se encontraron anomalías y en 227 se negaron a ser verificadas, principalmente en Baja California, Baja California Sur, Sinaloa y Sonora.

Reconoció que la dependencia ha actuado con prudencia y civilidad al advertir a los permisionarios de estaciones de servicio, de las sanciones que se aplicarían por la venta incompleta de gasolina y diesel.

En este sentido, dejó en claro que las autoridades podrían actuar en consecuencia e iniciarían un procedimiento por infracciones de la ley.

"Al confirmar que un proveedor incumplió, lo debe sancionar con multas, clausuras o inmovilización de los instrumentos para la medición y despacho de gasolina y otros combustibles líquidos", precisó.

De igual forma, consideró que a través de operativos especiales en todas las gasolineras del país, se lograría acabar con el fraude que cometen mafias contra familias mexicanas por robo al despachar litros incompletos en la venta de combustibles.

Asimismo, mediante un registro de verificaciones realizado por Profeco, donde se detalle el resultado y las sanciones aplicadas, se tendrá una información relevante de reincidentes.

De esta forma las sanciones podrían ser más severas, como la inmovilización de la manguera, la clausura de toda la estación, además de la imposición de multa y hasta la pérdida de concesión.