Diconsa amplía infraestructura para garantizar reserva de granos

Diconsa inició la construcción de bodegas, rehabilitación de almacenes rurales y centrales, así como la remodelación de Unidades Operativas en Chiapas, Michoacán y Oaxaca, para garantizar una reserva estratégica de granos y productos de la canasta básica.

El organismo informó que para reforzar su presencia en otros puntos del país, la distribuidora también recuperó el almacén rural de Samalayuca, en Ciudad Juárez, Chihuahua, así como el de San Sebastián, en Guanajuato.

En un comunicado detalló que los 307 almacenes centrales, rurales y graneleros de la paraestatal representan un activo para la provisión de paquetes alimenticios, bienes materiales y ayuda humanitaria que el gobierno federal brinda a damnificados por desastres naturales.

Por esta razón, continuó, en 2014 Diconsa inició el mejoramiento de su infraestructura sobre todo en andenes de carga y descarga, barras perimetrales, patios de maniobras, techumbres, sistemas de aire acondicionado e instalaciones hidráulicas y eléctricas.

Asimismo rehabilitó 60 almacenes, en tanto que amplió y modificó 10 más. Los almacenes rurales de Jesús María (Nayarit) y Tezonapa (Veracruz) fueron amplificados en sus zonas de nave, para incrementar hasta en 35 por ciento su capacidad de acopio en granos y productos de la canasta básica.

Diconsa, organismo dependiente de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), añadió que a estas acciones se suman los almacenes graneleros en San Cristóbal de las Casas, Chiapas, y de Atlacomulco, Estado de México, los cuales respaldan su capacidad de almacenaje a gran escala, además de favorecer las economías regionales.